Google Nexus Q ya ha sido desbloqueado y se pueden instalar aplicaciones en él

| | Comentarios desactivados

Google presentó su dispositivo multimedia Nexus Q en el transcurso del evento Google I/O. Muchas cuestiones quedaron en el aire, como por ejemplo que firmware o sistema operativo gobierna el producto. Pues bien, parece que estas dudas se acaban de despejar.

Descrito por la propia Google como un reproductor multimedia en streaming de carácter social y con un precio de 299$ (se dice que este elevado coste se debe a su fabricación en EEUU), parece ser que es mucho más de lo que parece. Gracias a que un grupo de desarrolladores han desprotegido (rooteado) se han podido conocer algunos detalles de lo más interesante de Google Nexus Q.

Uno de los más interesantes es la posibilidad de instalarle aplicaciones, por lo que ya se sabe que Android es el sistema operativo que tiene instalado. Esto aumenta las posibilidades de Nexus Q de forma exponencial, más teniendo en cuenta que se puede conectar a una televisión. Es decir, que se tiene un reproductor multimedia que es capaz de reproducir los contenidos que se tiene de Google, como por ejemplo Google Música o Google Películas, y, además, se puede utilizar como si de un teléfono o tablet se tratara (eso sí, teniendo en cuenta que su hardware no es el más potente posible).

Para el proceso de desprotección hay que conectar a Nexus Q en un ordenador y seguir ciertas instrucciones, que pueden ser peligrosas para el propio dispositivo, que se pueden encontrar en el foro XDA Developers. Además, por ahora, para completar el rooteado hay que utilizar la línea de comendos, no existe una aplicación gráfica para ello. Es decir, que es para “valientes”.

En definitiva, Nexus Q se puede desproteger y dotarle de la posibilidad de instalar aplicaciones… por lo que es sencillo pensar que los desarrolladores pueden crear ROMs (sistema operativo modificado y personalizado) para el dispositivo. Todo un mundo de posibilidades que se abren en este reproductor multimedia social de Google.

Sin comentarios