Google se anima y actualiza tanto Galaxy Nexus como el tablet Nexus 7

Escrito por
Google
0

Google ya se ha puesto el mono de trabajo que tiene escrito Jelly Bean en la espalda y, por ello, ha comenzado trabajar con la nueva versión de Android. Los grandes beneficiados de este comienzo, como no puede ser de otra forma, son Galaxy Nexus y el tablet Nexus 7.

El teléfono de Google, ha comenzado a recibir la actualización a Android 4.1… pero, por ahora, sólo el modelo HSPA+. Para acceder a ella, si tienes uno de estos terminales, tan sólo has de revisar la opción Ajustes y, en el apartado Acerca del teléfono, pulsar sobre Actualizaciones del sistema. Aparecerá un mensaje indicado que existe una nueva y, entonces, procede a instalarla. Eso sí, por ahora en España no ha llegado dicha actualización, por lo que habrá que esperar un poco.

Cierto es que con Android 4.1 no se recibe un nuevo sistema operativo como tal, pero sí que se incorporan algunas mejoras interesantes. Como modificaciones en el Panel de notificaciones y mejoras en las búsquedas por voz. Por lo tanto, instalar Jelly Bean es positivo.

Adicionalmente, Google ha anunciado que en breve tanto los anteriores modelos Nexus S y el tablet Motorola Xoom recibirán la actualización a Android 4.1, también vía OTA (Over The Air). Por lo tanto, los dueños de estos dispositivos han de estar atentos.

Pero aquí no acaban las novedades que Google ha consumado hoy respecto a las actualizaciones de su nueva versión de Android, ya que los afortunados dueños de tablets Nexus 7 han informado que también ha recibido una actualización del sistema operativo, como se puede ver en la siguiente imagen.

El tamaño de la descarga es de sólo 12,6 MB, por lo que parece más una corrección de algunos problemas más que modificaciones sustanciales del sistema operativo (excepto por la aparición de Google Wallet, el sistema de pago mediante dispositivo móvil de la compañía del buscador). Pero ahí está.

En definitiva, que Google ya ha comenzado con la era Jelly Bean y, por lo tanto, ahora sólo falta por conocer cuánto tiempo tardarán los fabricantes de teléfonos y tablets con Android –y hardware compatible- en llevarlo a sus dispositivos. ¿Será larga la espera?