Google retrasa los pedidos del Nexus 4 que ya estaban tramitados

Escrito por
Google
1

Esto sí que es un escándalo, y no solo eso, sino que también es inaceptable. La verdad es que lo que sucedió con Google Play Store el día en el que el Nexus 4 salió a la venta a mí no me preció tan grave, solo tuvieron problemas por la gran demanda que hubo. No obstante, lo que ha ocurrido ahora no ha sido un hecho inevitable, sino una situación extremadamente mal gestionada por Google, quien podría haber evitado todo este problema de una forma extremadamente sencilla. Y es que, los privilegiados compradores del Nexus 4, ya esperando recibirlo en casa, lo que han recibido es un email informándoles de un retraso de hasta tres semanas.

Así, tal y como lo leéis, tres semanas es lo que podrán tardar algunos usuarios en recibir el Nexus 4 que compraron y que en teoría iba a llegar en un par de días. Y es esto lo que queremos destacar como un craso error, que no hay coherencia entre lo que ofrecían y lo que finalmente ha acabado siendo. No pueden decir algo, y luego decir que eso mismo no puede ser. Ahí está el verdadero error por parte de la compañía de Mountain View. Cualquiera puede entender que el aluvión de visitas en la página fuera imprevisible. Incluso se puede aceptar que no tuviera suficientes dispositivos para cubrir toda la demanda que iba a haber.

Pero no se puede permitir que los pedidos que sí habían aceptado no puedan ser enviados, y que encima se notifique sobre ellos días después. Obviamente, debían conocer el número de unidades que tenían disponibles, por lo que no es entendible que se hayan vendido más de las que habían calculado. Y aunque así fuera, el error no debía ser tan grande como para que el retraso llegue a ser de tres semanas.

Nexus 4

Venta centralizada, España no es prioridad

Lo único que puede explicar esta situación es que se haya dado prioridad a otros países antes que a España, además de que la distribución de las unidades esté centralizada. Y me explico, en España habría un número limitado de unidades para enviar rápidamente. En el resto de los países en los que se iba a lanzar, como Alemania, Estados Unidos, Australia, Reino Unido, Francia, etc, lo mismo, tenían una serie de unidades destinadas a venderse allí, y son las que ya se han enviado y han empezado a recibir los compradores. Pero lo más probable es que además de esas, hubiera un núcleo de unidades centradas, disponibles para enviar en los lugares en los que hubiera mayor demanda, pero centradas en un único lugar, esperando recibir un destino.

Por tanto, lo que ha ocurrido han sido varias cosas. Hubo un aluvión de entradas tan grande que no se pudo controlar exactamente cuántas unidades se vendieron. En un país como España, si el sistema se traga un exceso de demanda de 100 unidades, no es un problema, puesto que se subsana rápido, sin embargo, si lo mismo ocurre en Estados Unidos, el nivel de peticiones excedidas será extremadamente mayor. Siempre se prevé que lleguen unidades de fábrica rápidamente, pero lo mas probable es que esto también haya fallado. ¿Remedio? Tirar de las unidades que tenían reservadas para suplir este tipo de problemas. Como podéis imaginar, si se tenían que ir a algún sitio, es al país donde mayor cantidad de dispositivos no se pueden entregar, y mayor repercusión tendría un problema de este tipo.

Mientras, el resto del mundo se tiene que conformar con esperar a que lleguen las unidades directamente de fábrica. ¿Por qué tres semanas? Lo más probable es que dependan de los periodos de envío de los paquetes que llegan desde la fábrica. Para una productora que envía cientos de miles de dispositivos, unas semanas no es mucho, para el usuario que está esperando el dispositivo que acaba de comprar, unos días de retraso ya es un exceso. No obstante, hay que conformarse con lo que hay. A veces salen mal muchas cosas, y Google tampoco ha sabido responder al problema de la manera correcta. Pero seamos realistas, esperar unos días más para poder disfrutar del Nexus 4 tampoco es un gran problema.

 


Noticias relacionadas

Comentarios

1 comentario