HTC One S recibe en Europa la actualización a Android 4.1 Jelly Bean

Escrito por
HTC
0

El HTC One S era uno de los mejores dispositivos en relación calidad/precio que había en el mercado. Ofrecía una buena serie de características, llegando a estar cerca de la gama alta, pero con un buen precio y un buen diseño bajo el brazo. Ahora, todos los que adquiristeis un HTC One S, podéis actualizarlo a Android 4.1 Jelly Bean.

Bueno, todos aún no. En realidad, la actualización está expandiéndose a todos los dispositivos de Europa, por lo que si todavía no la habéis recibido, no debéis preocuparos demasiado. Por otro lado, lo que se ha confirmado es la versión libre, por lo que si lo adquiristeis por medio de una operadora, es posible que todavía tengáis que esperar un poco más a que aparezca la versión correspondiente autorizada para esa operadora y región en concreto. Sea como sea, lo que parece es que va a ser cuestión de días, o unas pocas semanas, que todos los poseedores de este gama media de la compañía taiwanesa podáis disfrutar de Jelly Bean en vuestro smartphone. Si queréis comprobar manualmente si la actualización está disponible podéis acceder a Ajustes > Acerca del teléfono > Actualización de software, y verificar si tenéis la última versión de software del sistema o hay una nueva disponible.

HTC One S

Si ya podéis haceros con la nueva actualización, pasaréis a tener la compilación 3.16.401.1.8, y debéis estar al tanto de que el archivo de descarga pesa 612 MB, muchísimo para este tipo de actualizaciones, por lo que recomendamos encarecidamente que solo actualicéis por medio de una red WiFi, y no por 3G, tanto por el consumo de datos como por el tiempo que podría llevar la descarga.

La llegada de Jelly Bean al HTC One S hará que de la mano lleguen todas las mejoras de Project Butter, así como la nueva interfaz de los taiwaneses, HTC Sense 4+, por lo que se notaran mejores significativas en la experiencia de usuario, como por ejemplo un funcionamiento más rápido de la cámara. Asimismo, hay muchos añadidos que podrán ser comprobados por los usuarios después de actualizar. Pero sin duda, los más destacables son los de la mejora de la autonomía. Al optimizarse el consumo de recursos energéticos, se ha conseguido que la batería dure más tiempo, algo que siempre es de agradecer en los dispositivos móviles de hoy en día, que tienen su talón de Aquiles en la autonomía.