Una semana sustituyendo el smartphone por un tablet. Día 2

Escrito por
Tablets
2

Se acabó el martes. Es el peor día de mi semana, y por fin se ha acabado. Curiosamente en un día como hoy utilizo muchísimo el smartphone y el tablet. Os podréis imaginar lo que ha sido cambiar completamente el dispositivo por otro distinto. Las conclusiones que he extraído hoy me parecen muy interesantes. Aunque eso lo tendréis que juzgar vosotros.

En primer lugar debo explicar de qué va esto, para los que ayer os perdisteis el primer post. He decidido sustituir el smartphone por un tablet que permite realizar llamadas, por un Samsung Galaxy Tab 2 de siete pulgadas con 3G. Y a partir de esto, analizo el resultado. Este martes que ha acabado aquí en España ha sido el segundo día que he utilizado el tablet, y los resultados son, al menos, esclarecedores. El día de especial importancia, y el más complejo de la semana. Dirijo un programa de radio sobre tecnología llamado Conecta2 en la Onda, en Onda Cero España. Obviamente, un programa de tecnología no puede ser dirigido con guiones en papel, y como guión llevamos un tablet. Aunque los primeros programas contábamos con guión en papel, la mayor parte de los programas hasta hoy los dirigía con un iPad, que recientemente conectaba al smartphone, para tener conexión a Internet en directo. Hoy, he dejado el iPad en casa, y el Sony Xperia S. Me he olvidado incluso de la mochila, y he llevado únicamente el Samsung Galaxy Tab 2 de siete pulgadas con 3G.

Galaxy Note 8

Ventaja del día

Hoy ha sido un día de muchas ventajas. Un tablet lo resume todo. No llevo el smartphone por un lado y el iPad por otro. Lo llevo todo en un único dispositivo. Esto favorece a la hora de dirigir un programa de radio, ya que se evitan terminales en la mesa, y a la vez no hay que estar pendiente de los sonidos de todos ellos. La ventaja, obviamente, es la de contar con un único dispositivo. Un tablet con una pantalla de siete pulgadas es suficiente para llevar un guión y leerlo con mucha facilidad. Esto era imposible con un smartphone. Mi sorpresa ha sido precisamente descubrir que no he echado nada de menos el tablet de 10 pulgadas. Yo era de los que pensaba que los tablets de siete y ocho pulgadas no podría sustituir a los de 10 pulgadas, pero me he llevado una sorpresa.

Por otro lado, la comodidad de llevar un único dispositivo es vital. El tablet puede transportarse muy fácilmente. No llega a ser lo que un smartphone, pero no es tan grande como un tablet de 10 pulgadas. Es más, incluso es muy notable la diferencia de peso. En la mesa del estudio, contar con un tablet mucho más ágil, que no cuesta moverlo, que incluso si cae en la mesa hace menos ruido, es algo muy destacable para evitar que el micrófono capte el sonido de la manera correcta.

Desventaja del día

Lo peor ha sido la batería. Es curioso. Cuando utilizamos el tablet sustituyendo uno de los dos terminales, la batería puede durar más de un día incluso. En cambio, cuando lo utilizamos para sustituir a los dos, al smartphone y al tablet, entonces ya la cosa cambia. Dirigir el programa de radio implica tener la pantalla siempre encendida. Eso ocurría con el iPad, pero estaba pensado para eso. Por otro lado, también gasta batería la conexión 3G del tablet, por lo al final del día se nota. Se puede decir que no aguanta un día completo, y eso es un problema. Al final, casi se puede decir que requiere el llevar otro dispositivo. Personalmente no. El programa tiene lugar poco después del mediodía, y tengo la posibilidad de cargarlo casi toda la mañana. Pero para aquellas personas que necesiten utilizarlo desde el comienzo del día, es muy probable que no llegue a durar toda una jornada.

Reflexión final

De todo, me quedo con que un tablet de siete pulgadas tiene el tamaño suficiente. Es verdad que no lo utilizo para ver películas, pero para un uso multimedia, como el de algún juego y la visualización de documentos, es más que suficiente. Quizá sabiendo esto, optaría por un tablet de ocho pulgadas. Un Samsung Galaxy Note 8.0 podría ser una buena opción. O, ¿por qué no? Un iPad Mini. Eso sí, sea cual sea, optaría por una versión con 3G. En mi caso, es posible que acabe dejando de lado el smartphone por el tablet, aunque todavía habrá que verlo.


Noticias relacionadas

Comentarios

2 comentarios
  1. Adrián Moya 15 May, 13 2:21

    El problema de la batería no tiene por qué ser un problema, hay bastantes modelos y tipos de baterías externas para recargar tu movil, tablet o lo que sea, van desde los 10€ (con una capacidad de unos 1.700mAh que equivaldría a 1 único uso) hasta los 120€ (20.000 mAh que serviría para cargar el dispositivo varias veces o incluso cargar varios a la vez), y que tienen diversos tamaños y algunos con distintas clavijas para intercambiar y poder usarlo con cualquier aparato (de apple, nokia, microUSB, miniUSB, etc).

    0
  2. Mari 16 May, 13 10:05

    En el programa de radio, algún enchufe tendrás para poderlo poner en carga no? desde la salida de los smartphone al mercado lo que más dolor de cabeza nos da es tener casi siempre la batería casi agotada o por la mitad, quién no lleva el cargador en el bolsillo? por si acaso?

    0