Chromecast prepara su llegada a España

Escrito por
Google
1

Ayer mismo decíamos que Chromecast podía comenzar a venderse en otros países, además de en Estados Unidos, y hablábamos principalmente de Reino Unido. Sin embargo, hoy sabemos que los planes de Google podrían ir más allá. Chromecast se prepara para el lanzamiento internacional, lo que por supuesto incluiría su disponibilidad en la tienda oficial Google Play de España.

En el día de ayer pudimos saber que la aplicación oficial de Chromecast, que permite controlar la televisión por medio del smartphone, así como enviar contenido hasta ella, estaba disponible ya en la tienda de Reino Unido. Anteriormente la aplicación estaba destinada únicamente a Estados Unidos, y no se podía descargar desde las tiendas Google Play de otros países. Por ello, el cambio de ayer nos llevó a creer que Google podría estar planeando un desembarco en Europa, que comenzaría por Reino Unido.

 Chromecast

No obstante, parece que no será únicamente el país inglés el que recibirá Chromecast en las tiendas. Al menos, no será el único que cumplirá las condiciones para poder venderlo, pues resulta que ahora la aplicación está disponible de manera internacional. No solo se puede descargar desde Reino Unido, sino también desde muchos otros países del mundo, lo que incluye también la tienda Google Play de España.

Esto significa que la disponibilidad del nuevo dispositivo de Google para comprarlo en los países en los que ya se puede descargar la aplicación, podría ser inminente. Aunque Chromecast ya era uno de los dispositivos más vendidos de la compañía, lo cierto es que todavía tenía mucho camino por recorrer, pues era necesario que se publicara una API que permitiera a terceros desarrolladores adaptar sus aplicaciones. Es posible que la primera fase, con la exclusividad en Estados Unidos, tuviera como objetivo testear cómo reaccionaba el mercado, y si era un producto de éxito. Puede que la API y todas las modificaciones ya estén listas, y que ahora sí se atrevan a vender el producto en todo el mundo, algo lógico si tenemos en cuenta las críticas que podrían haber recibido por lanzar un producto inacabado, tal y como lo hicieron con el Nexus Q.