Conoce lo mejor y lo peor de la presentación de ayer en el Google I/O

Escrito por
Google
0

Ayer era uno de los días importantes para Android, ya que el evento Google I/O para desarrolladores siempre es importante a la hora de conocer el camino que se desea que recorra este sistema operativo. Y, la verdad, es que en este apartado lo conocido es importante, pero hubo ausencias destacables.

Lo cierto es que para el sistema operativo la presentación ha resultado de lo más interesante, en especial por la llegada de Material Desing  en el Google I/O que va de la mano con Android L. Lo cierto es que el cambio de diseño es simplemente tremendo y espectacular. Desde el propio desarrollo de Google hasta las aplicaciones para este se verán afectadas con presencia de entornos con profundidad y que actúan según son las necesidades del usuario. Además, las sombras y los iconos animados serán de la partida.

Pero, mucho más allá, de la propia estética, lo importante es ahora Android, según se pudo ver en el Google I/O, será mucho más multitarea e intuitivo. Por ejemplo, las notificaciones (mucho más presentes en la pantalla de bloqueo) aparecerán flotando en todo momento para poder ser descartadas con un simple gesto. Para conseguir esto, se pasa definitivamente a ART como máquina de trabajo y el sistema operativo llega con soporte de 64 bits.

Android L Notificaciones Mejoradas

Y todo ello en búsqueda de un desarrollo más interactivo de cara al usuario, limpio y accesible. Y sin olvidar el rendimiento, vídeos como en el que se muestra de lo que será capaz Android con los juegos son ejemplo de ello. Sin duda es una evolución que, además, tiene un significado especial ya que permite integrar a todas las versiones de este trabajo en una única plataforma conceptual.

En definitiva un avance importante que será muy evidente a simple vista para los usuarios y que además, permitirá aprovechar al máximo las opciones de los terminales y sus pantallas táctiles. Además, con el anuncio en Google I/O de la futura llegada Android L se deja atrás la numeración habitual que utilizaba la compañía en su sistema operativo y, por lo tanto, todos nos quedamos con las ganas de ver, como se esperaba, la versión 5.0 Lollipop. Nuevos tiempos, cambios importantes.

Interfaz de Android L

Un ecosistema completo, el objetivo de Google

Pues sí, esto es una de las cosas que han quedado más claras. Si hay algo por lo que ha destacado este Google I/O es por evidenciar que los de Mountain View quieren estar en todos los rincones, en cualquier lugar donde exista una pantalla (siendo este componente clave). Se busca que Android de respuesta a todas las necesidades del usuario cuando se desea interactuar con un dispositivo que tenga panel o que sea capaz de utilizarlo. Es decir, estoy en todos los sitios, úsame. Da un poco de “miedo”, todo hay que decirlo.

Interfaz de Android TV

El caso es que Google se ha dado cuenta que los televisores son eje central del entretenimiento y, con el paso del tiempo, el uso que se le da a estos dispositivos no desciende en número de horas. Por lo tanto, la respuesta en el Google I/O ha sido clara: Android TV. Con ella, además de dar salida a sus contendidos (en forma de películas y música, algo que era vital para la compañía), se posiciona en el mercado de las Smart TV y también algo más: en el de los juegos. Aquí hay mucho camino por recorrer, pero con la colaboración con compañías como Nvidia, esta plataforma se puede convertir en una respuesta perfecta para poder jugar (y manejar desde un teléfono o tablet). Y, todo ello, integrado en un televisor o reproductor multimedia y con una calidad, al menos por ahora, como la ofrecida por consolas como la Xbox 360. Ahí es nada.

Imagens de juego con Unreal Engine 4 y procesador Nvidia Tegra K1

Pero hay más opciones con pantallas, como por ejemplo los coches, que ya integran la suya en los salpicaderos. No hay problema, en el Google I/O apareció Android Auto, una versión adaptada a estos entornos que ofrece posibilidades tan interesantes como la navegación o las notificaciones con Google Now. Se podrá dar órdenes y muchos son los fabricantes que darán soporte, como por ejemplo Renault, Volvo o Skoda.

Android Wear, a rebufo pero ha llegado

Ya era conocido el desarrollo de este sistema operativo, pero en el evento Google I/O se pudo ver con los compañeros de baile, como son los smartwatch de LG, Samsung o Motorola. Lo cierto es que el aspecto es muy bueno, limpio como corresponde al nuevo diseño del sistema operativo, e integrado en el ecosistema (puede utilizarse como mando con Android TV).

Android-Wear

Notificaciones, llamadas, aplicaciones, conectividad (siempre dependiente del dispositivo enlazado)… todo está presente. Pero, en realidad, no hay nada especialmente nuevo que destaque con lo que se conocía desde hace tiempo en este segmento. Aquí se nota que Google no ha llegado la primera, y debe recorrer un camino importante para conseguir diferenciarse. Pero, lo cierto, es que los smartwatch son una realidad con… ¡pantalla! Pues bien, ahí está Android.

Existieron otras novedades en Google I/O, como por ejemplo Android One (destinado, al menos por ahora a países emergentes), anuncios de Chromebook, unos dispositivos que cada vez tienen más presencia en el mercado y, como no, una evolución casi definitiva para Chromecast, ya que permite hacer “Mirroring” (mostrar en la pantalla lo que hay en el terminal Android) y de esta forma se convierte en una herramienta casi perfecta. Aparte, también nuevo software fue anunciado, como por ejemplo mejoras en Play Games, Google Fit para competir con Apple Health y adentrarse en las aplicaciones orientadas a la salud tan de moda en la actualidad). Es decir, de todo un poco.

Android-Wear-Samsung-Gear-Live

Lo que faltó en la presentación

De esto también existió en el Google I/O y, la verdad, es que algunos detalles fueron sorprendentes. Por ejemplo, la presentación corrió de la mano de Sundar Pichai, vicepresidente de la compañía y cada vez con más peso en esta, pero ni Larry Page ni Sergey Brin hicieron acto de presencia. Cuando menos curioso (el primero algo menos, por motivos de salud).

Sergey Brin con las gafas del Project Glass

Y, hablando del segundo…. Poca presencia de las Google Glass en el Google I/O ¿verdad? Este proyecto es de lo más internaste e innovador, pero por ahora sigue dando algunos bandazos en su diseño y software. El caso es que poco, aparte de algunos asistentes que las utilizaban, se ha podido ver de estas gafas inteligentes que son un paradigma de la innovación. ¿Se guarda Google un as en la manga con esto?

Otra ausencia  en el Google I/O fue la de Nest. El hogar parece uno de los objetivos de la compañía de Mountain View, pero parece que después de la compra de esta compañía, no se está en un momento en el que poder anunciar grandes cosas, de ahí que la presencia no fuera significativa. Lo cierto es que los hogares conectados son el futuro, no hay duda, pero habrá que esperar un poco para tener claro por donde va la compañía en este segmento.

Nest Thermostat

Y, para finalizar… Nexus. ¿Hay que darlo por perdido este proyecto? Muchos opinan que sí, otro que no tanto. El caso es que de hardware nuevo propio de Google, nada de nada. Se ha especulado con la llegada de un nuevo teléfono o un tablet, pero ninguno de los dos hizo acto de presencia. Esto no hace más que aumentar la especulación pero, la verdad, es que todo apunta a que habrá una nueva gama de producto y, esta, pude ser presentada más adelante… pero, su desaparición no es precisamente una quimera.

Esto y mucho más es lo que ha dado el primer día de Google I/O en su presentación que duró más de dos horas. Seguramente habrá más novedades con el paso de los días, pero lo cierto es que hay dos detalles esenciales que se han conocido: creación de un enorme ecosistema Android entorno a las pantallas y que se continúa buscando ofrecer interfaces de usuario más minimalistas, algo que comenzó con Android KitKat. Ahora, sólo queda saber cuándo llega al usuario final Android L, que es la clave sobre la que gira todo.