El Samsung Gear S llegará a Europa el 7 de noviembre

Escrito por
Samsung
0

Si quieres comprar un reloj inteligente que cuente con una gran cantidad de características, probablemente quieres comprar el Samsung Gear S, el único reloj inteligente con la capacidad para realizar llamadas gracias a que cuenta con la posibilidad de llevar una tarjeta SIM. Pues bien, llegará a Europa el 7 de noviembre.

El Samsung Gear S ya está disponible en Estados Unidos y en Corea del Sur, pero lo cierto es que todavía no está disponible en las tiendas europeas. No obstante, Samsung confirmó que llegaría algo más tarde a Reino Unido, y parece que aterrizará el 7 de noviembre. Es decir, mañana mismo. Aun así, hay que tener en cuenta que el hecho de que llegue a Reino Unido no quiere decir que vaya a llegar a España. Sin embargo, con la facilidad que tenemos para comprar teléfonos y relojes inteligentes del resto de los países europeos, lo más lógico es que cuando algo se lanza en uno de los grandes mercados de Europa, también se lance en los demás.

Samsung Gear S

El Samsung Gear S es el reloj inteligente con más opciones del mercado. Es el único reloj inteligente autónomo que existe ahora mismo, pues no requiere de un smartphone, gracias a que puede contar con una tarjeta SIM con la que realizar llamadas, y con la que conectarse a Internet. Además de esto, cuenta con una pantalla Super AMOLED de dos pulgadas, y un procesador de doble núcleo capaz de alcanzar una frecuencia de reloj de 1 GHz, una memoria RAM de 512 MB y una memoria interna de 4 GB, con una batería de 300 mAh. A la tarjeta SIM y la lógica conectividad de redes móviles, hay que sumarle Bluetooth 4.0, GPS, acelerómetro, monitor de ritmo cardíaco, y resistencia al agua.

Claro está, no es el más barato de los relojes inteligentes del mercado, teniendo que gastar unos 400 euros para poder comprar el reloj inteligente. Pronto aterrizará en Europa –nosotros ya dijimos que podría llegar en noviembre–, y podría ser el inicio del nuevo mundo de los relojes inteligentes que hacen que los smartphones queden obsoletos.