Acer Iconia Talk S, ¿un gran smartphone o un pequeño tablet con 4G?

Escrito por
Tablets
1

Acer ha lanzado un nuevo tablet con 4G, el Acer Iconia Talk S. Es un tablet, aunque también podríamos decir que es un smartphone de gran tamaño. Y es que, en realidad, solo tiene una pantalla de una pulgada más que el Nexus 6. Este nuevo Acer Iconia Talk S destaca principalmente por contar con conectividad 4G, nada menos.

Hace unos años parecía que utilizar un tablet para realizar llamadas era una locura. Sin embargo, lo cierto es que con el lanzamiento de los smartphones de gran tamaño, con pantallas que alcanzan las seis pulgadas, ya no queda tan claro qué puede denominarse smartphone y qué es un tablet. Y es que, este tablet de Acer, con una pantalla de siete pulgadas, solo es un poco más grande que el Nexus 6. El Acer Iconia Talk S cuenta con una pantalla de alta definición, con una resolución de 1.280 x 720 píxeles, con tecnología IPS. Además, lleva dos cámaras, una principal de cinco megapíxeles, y una cámara frontal de dos megapíxeles. A esto hay que sumarle lo común en un tablet con Android, que sería el GPS, el Bluetooth, y el WiFi N.

Acer Iconia Talk S

El Acer Iconia Talk S lleva también un procesador Qualcomm Snapdragon 410, de cuatro núcleos, de nivel básico, pero de 64 bits. Además, la memoria RAM con la que cuenta es de 1 GB, por lo que debería tener un rendimiento bueno, con bastante fluidez en lo que se refiere a la interfaz. La memoria interna es de 16 GB, aunque se puede ampliar por medio de una tarjeta microSD de hasta 128 GB. A esto hay que añadir que cuenta con una batería de 3.780 mAh, y un peso de 270 gramos. Hay que decir que la característica más destacable de este tablet es que cuenta con 4G, y con la posibilidad de utilizar dos tarjetas SIM. Además, es posible realizar llamadas con él, por lo que puede ser un smartphone de gran tamaño.

Actualmente el Acer Iconia Talk S se comercializa solo en Taiwan, aunque lo más probable es que sea lanzado muy próximamente en Europa. El precio en Taiwan es de unos 208 euros al cambio actual, aunque podemos pensar que será algo más caro cuando aterrice en Europa.