HTC España en problemas

Escrito por
HTC

HTC no atraviesa un buen momento a nivel empresarial. Ha pasado de ser el primer fabricante en Android a perder prácticamente toda la cuota de mercado en España. A nivel global los resultados tampoco son mejores. Trimestre a trimestre caen sus beneficios con respecto al año pasado y la competencia cada vez  es más feroz. Por si fuera poco, la firma vive una situación especialmente difícil en España tras la marcha de su Director General.

  La firma taiwanesa ha pasado de reinar en Android a ser destronada en apenas un año. Samsung ha aplastado literalmente a HTC con su familia Galaxy y todo apunta a que los próximos trimestres la situación seguirá empeorando. La llegada del iPhone 5 en octubre y la fortaleza del Samsung Galaxy S3 ponen en aprietos la compañía dirigida por Peter Chou.

Resultados trimestrales

Según ha comunicado la compañía,  el último trimestre han tenido unos ingresos cercanos a los 3.000 millones de dólares. Esta cifra supone un 57% menos que en el mismo trimestre del 2011. Los beneficios netos también han caído en picado a pesar del esfuerzo comercial que ha hecho HTC con su familia One.

Cierre en Brasil

Otro jarro de agua fría para los inversores fue el cierre de todas las oficinas de HTC en Brasil. Los aranceles y la dificultad para abrirse camino en la sexta economía mundial propiciaron la decisión de la firma.

España

En nuestro país la compañía también está sufriendo las consecuencias de la crisis económica y de sus errores estratégicos. Hace una semana, Pedro Abad, anterior director general de la compañía decidió abandonar el barco para emprender nuevos proyectos empresariales. En este momento la compañía vive una situación difícil y es que según el último GfK la cuota de mercado de HTC en Android ha caído en picado a pesar del apoyo de operadores como Vodafone u Orange. En cuanto a la dirección, fuentes cercanas a la compañía señalan que están buscando una persona con perfil comercial y cercano a los operadores.

Próximos pasos

Para revertir la situación la compañía lanzará próximamente dos terminales Android, uno de gama alta y otro de “entrada” para intentar maquillar sus números. ¿Lo conseguirá o le sucederá lo mismo que a RIM?