Google teme denuncias antimonopolio por su futuro dispositivo Motorola

Parece mentira que sean una de las compañías más grandes del mundo y que tengan a los mejores responsables de marketing. Determinados componentes de Google están recientemente haciendo declaraciones sobre el futuro dispositivo que lanzarán fabricado por Motorola, la compañía que adquirieron hace ya bastantes meses. Sin embargo, la forma de hacerlo solo revela exactamente lo contrario, que es un movimiento organizado para evitar problemas. Básicamente, le quitan importancia al nuevo dispositivo de Motorola que llegará este año. Pero, ¿cuál es el motivo principal para hacerlo?

Miedo, o más que miedo, el querer evitar una denuncia que les haría entrar en una complicada situación legal. Cuando Google compró Motorola, había condiciones que tendría que cumplir, como tratar con ella de la misma forma que lo hacía con el resto de los fabricantes de móviles. De otra manera, estaría convirtiéndose en un monopolio total, donde Google no solo crearía el sistema operativo, sino que además fabricaría el móvil, dejando muy pocas opciones al resto de los fabricantes. De hecho, esta es la razón por la que muchos fabricantes han optado por empezar a desarrollar o apoyar el desarrollo de otros sistemas operativos.

Como se puede imaginar, los organismos antimonopolio de Estados Unidos tienen los ojos puestos sobre Google en casi cada ámbito en el que trabajan. Ahora van a lanzar un nuevo dispositivo, que se presentará en el Google I/O 2013. Lo más probable es que se trata de un Nexus, ya que siempre se podría alegar que no han hecho más que lo mismo que ocurrió con LG, Samsung y HTC en el pasado, con los Nexus 4, Nexus S y Nexus One. Sin embargo, se podría complicar mucho el tema si lanzan un dispositivo de altas capacidades con un precio inferior al de la competencia, ya que de seguro tendrían a todas las compañías denunciando este hecho, lo que les haría entrar en una dura batalla legal donde llevaría todas las de perder.

La estrategia de Google para evitar problemas

Por esto, Google está comenzando a manipular a la prensa y al mercado realizando declaraciones sobre el futuro dispositivo. Dicen que no será tan bueno como parece, que todavía queda mucho trabajo hasta que consigan que Motorola haga algo que esté al nivel de lo que buscan en la compañía, que no conseguirá sorprender como lo consiguió el Nexus 4. ¿Notamos el matiz? De alguna manera, ya están situando su nuevo dispositivo un escalón por debajo del smartphone que fabrica LG. Esas fueron algunas de las palabras relativas al nuevo dispositivo que lanzarán en el Google I/O, que pronunció el CFO de la compañía en la Conferencia de Morgan Stanley.

Pero la cosa no se queda ahí. Hoy mismo era un vicepresidente de la compañía el que decía que para ellos “Motorola es como HTC y Samsung”. Claro, ellos ven a una compañía que compraron exactamente igual que una compañía competidora. Obviamente, no son más que expresiones que buscan manipular el mercado para evitar problemas. Lo peor es que la mayor parte de la prensa especializado está tomando sus palabras como verdaderas, y creyendo que el nuevo dispositivo de Motorola no será tan bueno como se espera.

Google-Monopolio

La estrategia de Google comenzó con el Nexus 4

Pero las manipulaciones de Google no son nuevas, empezaron con el Nexus 4. ¿Por qué optó Google por una compañía como LG, tan criticada por algunos usuarios, cuando bien podría haberlo hecho por HTC o Samsung? Quería sumar marcas fabricantes de Nexus. Ahora ya podía decir que otras tres marcas habían fabricando Nexus y que Motorola solo sería la cuarta. Además, sería mucho más fácil conseguir llevar a cabo su estrategia con LG que con Samsung. Con el Nexus 4 querían cambiar radicalmente el mercado, para que su nuevo dispositivo Motorola pasara más desapercibido en su llegada a la tienda.

El Nexus 4 debía ser un superventas, y tenía que conseguir obligar al resto de las compañías a rebajar el precio de sus smartphones si querían competir con el Nexus 4. Con esto, podrían lanzar su Motorola sin ganarle casi dinero sin que la diferencia con el resto de fabricantes fuera muy grande. Sin embargo, misteriosamente el Nexus 4 ha tenido problemas de disponibilidad. ¿Y hasta cuándo? Hasta que el resto de las compañías ha lanzado o presentado móviles con mejores características que el smartphone de Google. Las nuevas características siguen sin justificar la diferencia de precio, pero el Nexus 4 ya no es el mejor dispositivo del mejor con un precio de 200 euros menos, solo es un smartphone peor y más barato. ¿Y todavía pensamos que LG no boicoteó la producción de Nexus 4? Casualmente sus dispositivos no han estado fuera de stock. ¿Por qué esos sí se fabricaban? Google quería golpear el mercado y LG (o quizá también otras) se lo ha impedido.

Google puede fabricar un gran Motorola

Lo que más llama la atención son las palabras del CFO en la Conferencia de Morgan Stanley, donde decía que aún quedaba mucho que trabajar para que Motorola alcanzara el nivel que ellos querían, el nivel en el que sorprende. Motorola ha sido una de las compañías cuyos dispositivos mejor construcción tenían. Buenas especificaciones, resistentes, y con mucha batería. ¿Se puede pedir más? LG ha sido criticada por fabricar smartphones de baja calidad. En cambio, Google está diciendo que con Motorola no pueden crear lo que crearon con LG, y encima esperan que todo el mundo lo crea. Actualmente, están en situación de fabricar el smartphone que quieran y será exactamente lo que harán y lo que podemos esperar para el Google I/O. Es posible que el precio tenga que ser más elevado de lo que quisieran, debido a lo mal que les salió el acuerdo con LG, pero aún así no será nada distinto de lo que hubiera sido.

Lo que sí se hubiera esperado es que este tipo de movimientos y declaraciones se hubieran hecho de una forma un poco más inteligente, y no tan obvia.