¿Comprarías el Samsung Galaxy S5 con Android o con Tizen?

Tizen llega para quedarse. El que sería el nuevo sistema operativo de Samsung a partir del próximo año 2014 no sería distribuido instalado en cualquier smartphone de la compañía. El propio Samsung Galaxy S5 podría contar con dos versiones diferentes, una que llevara el sistema operativo Android y otra que contara con Tizen. ¿Cuál comprarías tú?

Lo que no llega a saberse todavía es, en caso de que finalmente se lanzara el Samsung Galaxy S5 con Tizen, si se lanzarán dos versiones diferentes, una con Android y otra con Tizen, o si se lanzará una única versión con la posibilidad de llevar los dos sistemas operativos e incluso de disponer de un Bootloader Dual, que permita ejecutar cualquiera de los dos en cualquier momento, tal y como ya hemos visto antes con el Samsung Galaxy S4 y la aplicación de inicio que se desarrolló con este propósito, aunque en ese caso se trataba de Android con la interfaz de Samsung, y Android con la interfaz de Google.

En este caso hablamos de dos sistemas operativos diferentes: Android y Tizen. Y la pregunta que uno debería plantearse estaría relacionada con cuál de los dos smartphones se quedaría en caso de que fueran lanzados al mercado como versiones diferentes, y solo pudiéramos optar por una u otra. Veamos cuáles son los pros y los contras de optar por una versión o por la otra.

Android logo

Samsung Galaxy S5 con Android

Los que opten por comprar un Samsung Galaxy S5 con Android se encontrarían con lo mismo de siempre. Es decir, con todo un pack de aplicaciones desarrolladas especialmente para sacar el máximo partido del smartphone, así como otras miles de aplicaciones desarrolladas por terceros usuarios y por otras compañías que podríamos instalar sin tener más complicaciones, tal y como lo haríamos en los otros millones de terminales Android que hay en todo el mundo. Obviamente, eso siempre es algo a favor. Además, parece improbable que Android vaya a desaparecer en los próximo meses. Ya antes hemos hablado de que Google podría tener entre sus planes acabar con su sistema operativo, pero parece claro que el futuro de Android es más seguro que el de Tizen, que podría irse a pique mucho antes. Pero es que si encima somos de los que nos gusta rootear el smartphone, desbloquear el bootloader, y estar cambiando la ROM constantemente, entonces ya es genial, pues lo más probable es que la comunidad de Samsung Galaxy S5 con Android sea mayor que la de Tizen, y nos encontremos con más ROMs optimizadas para esta versión.

Tizen

Samsung Galaxy S5 con Tizen

Sin embargo, tampoco podemos despreciar a la posible versión que llegaría con el sistema operativo de Samsung. La compañía surcoreana ha decidido posponer el lanzamiento del sistema operativo hasta que sea el mejor. No sabemos si finalmente conseguirán que sea exitoso, pero al menos eso demuestra que la intención es que se convierta en un gigante del mundo de los sistemas operativos móviles. En esta situación, no elegir esta versión sería estar renunciando al posible nuevo gran sistema operativo. ¿Y si Tizen es el arma secreta de Samsung para competir con Android y iOS? ¿Y si de verdad es un nuevo sistema operativo revolucionario? Tengamos en cuenta que han optado por un camino que no suelen seguir, que es el de continuar trabajando en el sistema antes de lanzarlo al mercado. Si nos fijamos en lo que ha ocurrido con el Galaxy Gear, que van a lanzar otro pronto, nos damos cuenta de que no es algo común eso de esperar para lanzar un producto de mejor calidad en lo que a Samsung se refiere. Y no es que sean malas ningunas de estas estrategias, simplemente demuestra que Samsung está dispuesta a darle una importancia mayor al sistema operativo. Saben de la importancia de independizarse de Google, o al menos de tener una segunda opción en la que trabajar en caso de que los de Mountain View decidieran acabar con Android.

Sea como sea, ¿compraríais la versión con Tizen antes que la versión con Android en caso de que se lanzaran las dos versiones diferentes?