Nokia nos deja sin haber llegado a triunfar con un Android

Nokia nos deja sin haber llegado a triunfar con un Android

Emmanuel Jiménez

Para muchos, Nokia es el mejor fabricante de móviles de la historia. Tener un Nokia era tener lo mejor, y eso siempre fue así hasta hace no tantos años. Eran referente. El que no podía tener un Nokia, tenía alguna otra marca, pero durante muchísimos años, fue el móvil de empresarios, parados, padres, madres, hijos, abuelos… Ahora, Nokia nos ha dejado sin llegar a lanzar un Android que triunfara.

Nokia se va

Microsoft ha comprado Nokia. En un giro que muchos ya consideraban esperado, la compañía de Redmond adquirió a los finlandeses con la esperanza de conseguir mantener viva la llama de Windows Phone que Nokia había alimentado durante los últimos años. Y es que, Windows Phone podría haber desaparecido ya. En un momento en el que todas las compañías estaban lanzando algunos, aunque pocos, smartphones con el sistema operativo de Microsoft, Android copaba el catálogo de la mayoría de los fabricantes, y por otro lado estaba Apple, con su iPhone, uno de los más vendidos del mundo. Si pensamos ahora en lo que hubiera ocurrido si Microsoft no hubiera llegado a un acuerdo con la compañía finlandesa para que estos eligieran Windows Phone como su sistema operativo principal, nos damos cuenta de que lo más probable es que Windows Phone prácticamente hubiera ya muerto. ¿Cuántos smartphones con Windows que no sean Nokia hemos visto últimamente?

Nokia Logo

Para muchos el acuerdo entre Nokia y Microsoft fue un error. Nokia tenía muchísimo futuro en el mercado de los smartphones, y Microsoft solo era un sistema operativo marginal. Pero en realidad, aquello solo era un anticipo de lo que estaba por llegar. Microsoft iba más tarde a comprar Nokia. Además, la noticia de la compra llegó poco después de los rumores de que la compañía finlandesa podía estar trabajando en un smartphone con Android. Quizás Microsoft temió que los que hasta ahora habían estado fabricando smartphones con su sistema operativo triunfara con Android y que dejara de fabricar Windows Phone. Sea como fuere, lo cierto es que los de Redmond compraron la compañía. Y ahora, se ha confirmado pasará a convertirse en la división de móviles de Microsoft, por lo que podemos esperar que la marca, con lo que ha sido durante todos estos años, ya no perdure.

No han llegado a triunfar con un Android

Y lo que da lástima es que en todos estos años Nokia no haya conseguido triunfar con un Android. Si es que tenía todas las papeletas. Si había una compañía que de verdad pudiera rivalizar con Samsung fabricando móviles, esa es sin duda alguna la compañía finlandesa. Muchos son los usuarios que todavía siguen pensando que comprar un Nokia es sinónimo de comprar calidad, es una compra asegurada. Dejó una marca indeleble en muchas vidas, y es totalmente normal. En un mundo en el que los teléfonos solo podían realizar llamadas y jugar a juegos muy básicos, Nokia consiguió establecer sus Symbian como los pocos teléfonos “inteligentes” que había en aquel momento. Aunque digamos que Apple creó el mundo de las aplicaciones, ya existía una comunidad completa alrededor de Symbian, donde los desarrolladores creaban aplicaciones. Apple creó una plataforma para distribuir aplicaciones, pero ya en aquella época el que tenía un teléfono Nokia con Symbian tenía un teléfono más capaz que el de los demás. De hecho, no nos olvidemos de que WhatsApp es compatible con Symbian, por algo será.

Nokia 1100

Una compañía así, podía triunfar con un móvil Android. Los más jóvenes quizás no conozcáis mucho de Nokia, y tengáis la sensación de que Samsung es una compañía mucho más grande. Para que os hagáis una idea, el Samsung galaxy S3 lanzado en 2011, así como el iPhone 4S, del mismo año, han conseguido alcanzar la cifra de 60 millones de unidades vendidas. ¿Creéis que antes se compraban menos móviles? Así es, y por ello tiene todavía más mérito lo de Nokia. El Nokia 5130 vendió 65 millones de unidades. El Nokia 6010 vendió 75 millones, el Nokia 1208 llegó a los 100 millones. El Nokia 3310 se quedó en los 126 millones. Y si pensáis que esos son los más vendidos de Nokia, todavía estáis equivocados. Dejándonos algunos en el camino, podemos llegar a los Nokia 1200, 6600 y  5230, con 150 millones de unidades vendidas. El 3210 es el segundo más vendido de la historia, con 160 millones de unidades, y el Nokia 1100 tiene el récord con 250 millones de unidades, más de cuatro veces la cantidad de iPhone 4S y Galaxy S3 vendidos. Cifras con la que los fabricantes ni siquiera sueñan hoy en día. ¿Podría Nokia haber competido con Samsung y Apple en el mercado de los smartphones?

Nokia X Familia

El Nokia X sería el último

Y lo que es todavía más triste no es que no haya llegado el Android exitoso de Nokia, es que parecía que ahora comenzaban a lanzar smartphones con Android. El Nokia X es un ejemplo de ello. Y no solo ese, sino también el Nokia XL y el Nokia X+. Tres smartphones con características básicas, sistema operativo Android y precios inmejorables. Sin embargo, solo son smartphones de gama básica, no son verdaderos buques insignia. ¿Qué hubiera ocurrido si se hubieran combinado la calidad de fabricación de Nokia, el prestigio y el respeto que tienen muchos usuarios hacia la marca, y el sistema operativo mundo más utilizado del mundo? Eso ya nunca lo podremos saber, el Nokia X, el Nokia X+ y el Nokia XL, de los cuales os hablamos en profundidad cuando se lanzaron, podrían haber sido el último adiós de una compañía que ha sido referente histórico en el mundo de los teléfonos móviles. Una compañía a la que echaremos mucho de menos desde el universo Android. Pudieron haber sido los más grandes, todos pidieron que apostaran por Android, pero al final no pudo ser.