Primeros detalles del procesador Samsung Exynos M1

Escrito por
Samsung

Parece que la apuesta de Samsung por procesadores con arquitectura propia es definitiva y que lo realizado en el Galaxy S6 sólo es el comienzo de los plastes que tiene respecto estos componentes la compañía coreana. Esto lo decimos debido a que han aparecido los primeros detalles del futuro SoC en el que están trabajando que tendrá por nombre Samsung Exynos M1.

Este modelo todo apunta que será el utilizado en el Samsung Galaxy S7, y se confirma que la estructura interna del nuevo procesador dejaría atrás la específica de ARM para apostar por una de creación propia que sería totalmente compatible con los comandos actuales. Así, no tendría problemas en ejecutar diferentes sistema operativos como por ejemplo Android. El caso, es que el fabricante querría abrir su propio camino para así diferenciarse de otras compañías y conseguir aprovechar al máximo las opciones que tienen pensadas incluir en sus futuros teléfonos, tablets e, incluso, televisores.

Imagen con Xynos 7

Con nombre en clave Mongoose (mangosta), el nuevo Samsung Exynos M1 -al menos su estructura- ya estaría en manos de una buena cantidad de desarrolladores para que comiencen con su trabajo. Esto, por un lado, confirma que el nuevo procesador llegará y que se ha finalizado con el diseño. Y, por otro, que el trabajo con el software ya habría comenzado. Al menos así lo indican en GNU Binutils que ya dispone de herramientas de binarios del nuevo componente.

Algunos detalles que se han conocido

Lo cierto es que la información que se ha conocido encaja con los tiempos que generalmente necesitan los desarrolladores para comenzar con sus trabajos ante la llegada de un nuevo procesador, que se sitúa entre los 9 y 12 meses (lo que también significaría la posible llegada del Samsung Exynos M1 con el Galaxy S7). Además, no se debe olvidar que el nuevo núcleo sería compatible con la arquitectura ARM, lo que facilitaría las cosas.

Concretamente, la compatibilidad del Samsung Exynos M1 se establecería con ARMv8-A de arquitectura de 64 bits, pero en el caso del elemento del que hablamos estaría completamente creada por la compañía coreana (se cree que también ocurrirá lo mismo con la tarjeta gráfica). Destacaría por la nueva comunicación con la GPU que aceleraría los procesos, tanto en juegos como en el trabajo habitual, como por ejemplo el dibujar la pantalla del sistema operativo.

SoC Exynos de Samsung

Además, contaría con una nueva forma de gestionar el trabajo al utilizar datos, todo con la idea de buscar un rendimiento superior y, también, reducir el consumo de energía. Evidentemente no hay mucha información específica respecto a cómo será el Samsung Exynos M1, pero lo importante es que el procesador parece una realidad y esto demuestra que el fabricante ha entendido la importancia de ser diferente al resto para que el mercado responda de la mejor forma posible (un ejemplo es el Samsung Galaxy S6 Edge).

Vía: Mobilissimo