Toma de contacto del HTC One A9

Escrito por Iván Martín (@ibarbero)
HTC

Como os indicamos ayer el teléfono HTC One A9 ya es totalmente oficial, y este modelo llega con algunos detalles que son interesantes como por ejemplo que el dispositivo llega con Android Marshmallow instalado, lo que le convierte en uno de los primeros en anunciar que ofrece esta opción después de los Nexus. Pues bien, nosotros hemos podido probar durante un rato este dispositivo y os contamos las sensaciones que nos ha dejado.

Más allá de indicar las características que ofrecerá el HTC One A9, que puedes conocer en este enlace de Android Ayuda, lo que queremos trasladaros es la experiencia al manipular el terminal que se tiene y también, lo que pensamos que puede dar de sí este modelo en el mercado. Y, lo cierto, es que por ejemplo en el apartado del diseño lo que comprobamos es todo bueno.

El acabado metálico (cepillado) es de una gran calidad. Excelente podría decirse. Manteniendo las líneas suaves en los bordes que siempre ofrece HTC, este teléfono es muy atractivo y no tiene nada que envidiar a los que son parte de la gama alta (incluso de la propia compañía). La ergonomía del HTC One A9 es realmente buena, y manipularlo tanto para el uso de la pantalla como de los diferentes botones -a destacar que los cortes de a carcasa están realizados con diamante y por ello son muy exactos- es algo muy cómodo.

En el frontal del HTC One A9 aparece un botón Home en la parte frontal, totalmente funcional, que es donde está integrado el lector de huellas que responde bastante bien. Detectar este lugar es sencillo de localizar, ya que está un poco “hundido” respecto al resto de la carcasa. Por cierto, que esto impide la existencia de un segundo altavoz en esta parte del dispositivo, por lo que no es compatible con BoomSound, aunque incluye un modo que se activa al, por ejemplo, conectar unos auriculares.

La batería no es accesible, algo que no sorprende para nada, y en los laterales están los botones hardware (derecha) y las ranuras para tarjetas (izquierda), estas últimas muy bien integradas en el lateral curvado que ofrece el HTC One A9. En lo que se refiere a los colores, cuatro son los que estarán disponible, pero el granate destaca especialmente, ya que es poco visto y diferencial.

Cómo funciona

El modelo que pudimos tocar es el que incluye una RAM de 2 GB y que en lo que se refiere al almacenamiento interno ofrece 16 GB (el modelo con 3 y 32 “gigas” no se sabe cuándo llegará a España). El procesador Snapdragon 617 que integra junto al uso de Android Marshmallow permiten una fluidez bastante adecuada, sin que se note “lag” a la hora de ejecutar cualquier operación en Sense… peor sí es cierto que le falta un punto de velocidad para compararse con los modelos de gama alta, algo que por otro lado no pretende ya que este HTC One A9 llega para combinarse con los One M.

El caso es que la experiencia de uso es notable con el HTC One A9, con un funcionamiento que no desentona en ningún apartado y que convencerá a la inmensa mayoría de los que se decidan por este terminal. Por cierto, que la cámara de 13 megapíxeles funciona bastante bien incluso a la hora de plasmar RAW, algo que comprobamos en primera persona. Además, el funcionamiento de la aplicación asociada es realmente rápido, muy rápido, lo que nos gustó mucho así como el diseño muy intuitivo (no le fala Modo Pro, que no es nada complicado de utilizar).

Conclusiones

Se podían tener algunas dudas respecto a lo que sería el HTC One A9, pero lo cierto es que este es un modelo que si se le valora en la medida que se debe, es decir un escalón por debajo de la gama alta, ofrece todo lo que se puede necesitar en lo que se refiere al hardware (quizá los 2 GB son algos escasos, la verdad) y, además, llega con un diseño muy bueno y plenamente reconocible. Es decir, que este es un teléfono -su pantalla es de 5 pulgadas FHD, y con una calidad bastante buena en especial en lo referente al brillo- bien acabado.

El precio será un factor clave para conocer si los usuarios lo valoran como una opción de compra en el mercado. Veremos cómo trabaja en este apartado HTC, ya que es un buen momento para dar un golpe encima de la mesa. En definitiva, un dispositivo este HTC One A9 que cumple con lo de bueno, bonito y… ¿barato?