3 problemas de los Android Wear con 4G

Escrito por
Android Wear

Los relojes con Android Wear ya son compatibles con la conexión de datos móviles. Pero solo aquellos relojes inteligentes que cuenten con el hardware para conectarse a Internet y realizar llamadas telefónicas. A partir de ahora llegarán más relojes con estas características. Sin embargo, estos relojes también tienen algunos problemas clave. Estos son los 3 problemas de los relojes inteligentes con Android Wear y con 4G.

1.- La batería

Es un problema de los smartphones que empezaba a acabarse. Los teléfonos inteligentes cada vez cuentan con baterías con más capacidad y baterías que se cargan más rápido y tienen más autonomía. Sin embargo, los relojes inteligentes todavía no cuentan con baterías así, dado que las baterías que se pueden instalar en los relojes son mucho más pequeñas que las que se pueden instalar en los relojes inteligentes. Por lo general, se afirma que los relojes inteligentes tienen una autonomía de un día o un poco más. Pero cualquiera que ha tenido un reloj inteligente, sabe que utilizando todas las funciones que tienen, incluso de una manera normal, la batería no alcanza ni un solo día. Si a eso le sumamos una conexión a las redes móviles constante, nos encontramos con que lo más probable es que la autonomía sea peor.

Motorola Moto 360 2015

2.- El diseño

Como es lógico, el diseño del smartphone empeora, y por dos motivos. Los relojes inteligentes ya son de por sí grandes, porque tienen que contar con los componentes que normalmente se utilizan en un smartphone, mucho más grande. Si a eso ahora le sumamos que tienen que contar con un módem de conexión a datos móviles. Es lógico llegar a la conclusión de que los móviles contarán con un diseño todavía peor.

No es lo único. al requerir de una batería de más capacidad, el diseño también empeora. O bien se requiere de un smartphone más grande, o bien se requiere de modificaciones como las del LG Watch Urbane 2 LTE, con una batería en la correa, y una correa de plástico.

3.- Precio

Aunque algunos relojes con Android Wear ya cuestan unos 150 euros, lo cierto es que los relojes que vayan a contar con 4G costarán mucho más. Superarán los 400 euros, y eso ya es más dinero del que los usuarios se gastan en su smartphone. Si tenemos en cuenta que el mercado de los relojes inteligentes ya es de por sí un mercado con pocos usuarios, es lógico pensar que un precio superior, incluso aun con más funciones, no será nada positivo para conseguir más usuarios.


Continúa leyendo

Comentarios

1 comentario
  1. EL NAVEGANTE 17 Nov, 15 0:05

    La clave esta en el Precio.

    Los relojes de Android Wear deben bajar de Precio a $100 para que la gente se anime a comprarlos en masa.

    Cualquier precio por encima de $100 se convierte en un lujo que las mayorias dificilmente logren alcanzar.

    0