LG lanzará un terminal curvo en 2016, pero no será de la gama Flex

Escrito por
LG

Hace unos días saltó la noticia respecto a que LG podría dar por finalizada la gama Flex, que tiene como su característica diferencial el disponer de una pantalla curva. De esta forma, se podría pensar que para 2016 este fabricante no apostaría por modelos con paneles de este tipo, pero esto no será así.

Por lo que se ha conocido el final de la gama LG Flex tal y como la conocemos se debe a que se está trabajando en un nuevo terminal con un diseño muy diferente al que ofrecen los dos dispositivos que componen la gama de producto que comentamos. Por lo tanto, se mantendrá la apuesta por pantallas curvas, algo que ahora mismo es esencial en el mercado ya que Samsung ha dado un golpe de efecto con sus Edge, pero de una forma distinta.

Así se ha comenzado a indicar por diferentes fuentes en Internet y la apuesta más viable es que la curvatura aparezca de forma lateral, no de arriba hacia abajo. Esto es evidente que hace que sea totalmente distinto a los Flex que se han conocido. También puede ser que la decisión sea incluir una curvatura asimétrica, por lo que estaríamos ante un modelo que sólo tendría uno de los laterales curvados (esta podría ser una buena decisión, pero no novedosa ya que hay otros dispositivos que ofrecen esta opción, como por ejemplo el Galaxy Note Edge).

Datos interesante en las filtraciones

Uno de los que nos ha llamado la atención es que se indica que la curvatura del nuevo modelo estaría tanto en el frontal como en la parte posterior del dispositivo. De esta forma podría llegar con un diseño muy novedoso, y que recordaría en cierta forma a los cilindros. De ser así, LG daría un paso muy importante para conseguir un modelo diferencial ya que este no se parecería en nada a los que hay en el mercado en la actualidad. Eso sí, habría que ver cómo se solucionan apartados como la integración del panel o la protección frente a golpes.

Pantalla del LG G Flex 2

Resumiendo: sí que parece que la gama LG Flex no tenga un nuevo modelo este año (y posiblemente nunca más), pero esto no quiere decir que la compañía no trabaje en integrar pantallas curvadas en sus terminales. Ni mucho menos. Lo que se busca es conseguir un efecto de impacto y sorprender con un diseño diferente. Habrá que ver si lo consigue pero LG sí suele ser capaz de ello.

Fuente > Twitter