La demanda del Samsung Galaxy S7 acaba con el stock de las Gear VR

Escrito por Emmanuel Jiménez

Las gafas Samsung Gear VR podrían ser el futuro. Samsung así lo cree, y es por eso que ha lanzado el Samsung Galaxy S7 y el Samsung Galaxy S7 Edge con una promoción en la que regala las Samsung Gear VR a todos los usuarios que reserven el smartphone. El problema es que no esperaban una demanda tan alta, y se ha acabado el stock de las Samsung Gear VR, por lo que algunos usuarios tendrán que esperar un poco para recibir sus gafas (aunque no su smartphone).

El Samsung Galaxy S7 ha sido todo un éxito

En realidad es lógico. El Samsung Galaxy S7 es un móvil casi perfecto. Se mejora en su cámara, se incluye la posibilidad de ampliar la memoria por medio de una tarjeta microSD, pasa a ser un móvil sumergible en el agua, y además de eso se añaden mejoras muy notables en lo que tiene que ver con el diseño, y el rendimiento del smartphone. Los usuarios ya tenían muy claro que iban a comprar el nuevo Samsung Galaxy S7, pero creo que todavía les quedó más claro cuando se anunció que se regalaban las Samsung Gear VR, las gafas de realidad virtual, a todos aquellos usuarios que reservaran el smartphone antes del lanzamiento.

Samsung Galaxy S7 Gear VR

Y tantos usuarios han reservado el móvil, que Samsung se ha quedado sin suficientes gafas de realidad virtual para todos. Eso significa que los últimos usuarios en reservar el smartphone tendrán que esperar algo más para recibir sus gafas. Esto, en realidad, es positivo. Samsung podría haber limitado la oferta hasta fin de existencias, contando con un determinado stock. Pero no ha sido así. Todos los usuarios recibirán sus gafas de realidad virtual, aunque los últimos en reservar serán los que tendrán que esperar. Como es lógico, no tendrán que esperar para recibir su smartphone, que sí llegará a tiempo. Es decir, Samsung contaba con vender muchos Galaxy S7, pero no con que tantos usuarios querrían reservar el móvil antes de su lanzamiento.

Esto es positivo para Samsung, pues confirma el gran trabajo realizado con el Samsung Galaxy S7, pero a su vez es positivo para el mundo de la realidad virtual, porque ha servido para que muchos usuarios reservaran el smartphone antes del lanzamiento. Ahora veremos cómo responde, por ejemplo, LG, con su LG G5, y los LG Friends, entre los cuales están incluidas también unas gafas de realidad virtual.