Quien compra un móvil barato, compra dos veces

Quien compra un móvil barato, compra dos veces

Emmanuel Jiménez

A la hora de comprar un móvil, muchos usuarios se dejan guiar por el precio del mismo. Aunque más que dejarse guiar, el gran problema es que ningún usuario quiere gastarse más dinero de lo que planeaba inicialmente. Sin embargo, lo cierto es que hay una realidad en el mundo de los móviles, y es que el que compra barato, muchas veces, compra dos veces.

¿Qué móvil me compro?

Una pregunta que se plantean todos los usuarios cuando tienen que adquirir un nuevo smartphone, y que por lo general no suele recibir una respuesta acertada por la dificultad de entender el mercado de los smartphones. Al final, la respuesta a esa pregunta queda encargada a un amigo, tío, primo, que supuestamente sabe de móviles y que te aconseja una marca en concreto, o bien a una persona que te dice que su móvil funciona muy bien, y que el fabricante de dicho móvil es muy bueno. En ocasiones, estos consejos pueden ser buenos y acertados. Y de hecho, la mejor forma de comprar un móvil que funcione bien es sabiendo a ciencia cierta que funciona bien porque alguien tiene ese mismo móvil. No obstante, solo podremos saber eso si nos deja el móvil y lo podemos probar, porque de no ser así, existe la posibilidad de que el criterio de nuestro amigo o familiar no sea bueno, o no sea el mismo que el nuevo.

Xiaomi Redmi Note 3

Comprar barato, es comprar dos veces

No obstante, sí que hay una realidad que muchos usuarios han aprendido por haberse equivocado ya, y es que el que compra barato, compra dos veces. Es un dicho popular que también se puede aplicar al mundo de los móviles.

A la hora de decidir qué móvil comprar, puedes estar dudando entre varios móviles, y descartar por completo aquellos que son algo más caros. Casi todas las veces, los usuarios rechazan gastarse algo más para tener un móvil mejor. Una diferencia de 70 euros, cuando hablamos de un móvil de 150 o 200 euros, puede ser determinante, y lo cierto es que gastarse un poco más puede ser una gran decisión. ¿Es suficiente un móvil de 150 euros? Puede que no. Y si no lo es, y tenemos que comprar otro móvil en poco tiempo, tendremos que comprar dos veces, y por lo tanto, como mínimo, estaremos gastándonos 300 euros en dos móviles, para tener un segundo móvil que es igual de malo que el primero. Si te hubieras ganado 300 euros en un móvil desde el principio, tendríamos un móvil muy bueno, y no te habrías equivocado. A veces, decidir gastarse un poco más, es una gran decisión, y si se trata de un móvil, es muy probable que gastarse más dinero sea un gran acierto.