Microsoft: crónica de una muerte anunciada

Escrito por Emmanuel Jiménez

No podemos nosotros determinar el futuro del mundo de la tecnología en función de lo que hoy está teniendo éxito. Si hiciéramos eso, siempre nos equivocaríamos. Pero sí es posible determinar el futuro del mundo de la tecnología analizando qué utilizará la sociedad en el futuro. O más bien, analizando qué es lo que utiliza ahora mismo la sociedad más joven, y que el día de mañana conformará la sociedad total. Esto nos lleva a una muerte anunciada para Microsoft.

La muerte de Microsoft

¿Recordáis marcas como IBM? Sí, ¿verdad? En realidad es una compañía de muy alto nivel en el mundo de la informática. Todavía hoy tiene un papel relevante, pero nada que ver con lo que fue en el pasado. Nosotros recordamos IBM, la nueva generación de jóvenes ya no recordará IBM. Y lo mismo ocurrirá con Microsoft en la siguiente generación. Sí es cierto que Windows 10 sigue utilizándose hoy en día. Pero la pregunta es, ¿cuánto tiempo más se va a utilizar y qué tipo de usuarios lo utilizan? Todos aquellos usuarios que han utilizado Windows desde hace años, ven en Windows 10 el mejor sistema operativo para sus ordenadores.

Pero eso no ocurre con las nuevas generaciones. No ocurre porque el primer tablet que han utilizado era un iPad o un Android. Para ellos, el ratón y el teclado no existen. Existe la pantalla táctil. Para ellos, utilizar Windows será como utilizar algo del pasado. Será mucho más natural utilizar un sistema operativo como Android o como iOS.

Microsoft Surface Pro 4

Y cuando tengan que elegir un ordenador que comprar, nunca elegirán un Windows, porque no lo conocerán, y les resultará algo del pasado. Elegirán un ordenador con Chrome OS, un ordenador con Mac OS, o si de verdad Apple y Google acaban fusionando sus sistemas operativos de móviles y ordenadores, el sistema operativo resultante en cada caso.

Puede que algunos de nosotros no lleguemos a ver esa muerte anunciada de Microsoft, pero la realidad es la que es. Windows sigue presente en las generaciones del ahora, pero no está presente en las generaciones del mañana, que utilizan tablets con Android, y piden a sus padres que les compren un iPhone. Windows Phone no acaba de conseguir éxito, y esto acabará siendo el fin de Microsoft. Si sus móviles no consiguen éxito, no llegan a los usuarios de verdad, como IBM no consiguió llegar. En aquella época, Microsoft consiguió el éxito porque creó (o copió) el ordenador personal para una gran cantidad de personas. Pero hoy en día, son los móviles y los tablets los dispositivos que todo el mundo utiliza, y desgraciadamente para ellos, Windows no es ni mucho menos la elección de los usuarios. Eso solo nos lleva a un futuro posible, la muerte de Microsoft.