El Samsung Galaxy S7 Active ya es oficial, el buque insignia más resistente

Escrito por
Samsung

Si bien una de las características más destacables del Samsung Galaxy S7 era su nueva resistencia al agua, recuperada desde el Galaxy S5, lo cierto es que este nuevo Samsung Galaxy S7 Active llega para ser un móvil todavía más resistente. Resiste el agua, los golpes, y también el tiempo, dado que cuenta con una batería de una capacidad superior. Un móvil ideal para los que quieren enfrentarse a los desafíos más complejos.

Un móvil resistente

El Samsung Galaxy S7 es móvil bonito. Más bonito todavía es el Samsung Galaxy S7 Edge. Pero lo cierto es que son tan bonitos como frágiles, con carcasa de cristal y panel frontal también de cristal, una caída los lleva fácilmente a romperse, y lo cierto es que no son los móviles ideales para llevar cuando vamos por ejemplo a esquiar, con la bicicleta, o cuando vamos por la montaña. Pero ni el Samsung Galaxy S7, ni tampoco casi ningún smartphone del mercado. Es por eso que la compañía ha decidido lanzar el Samsung Galaxy S7 Active, un móvil que se ha lanzado oficialmente hoy, aunque ya era mucho lo que habíamos oído hablar de él. Se trata de un verdadero buque insignia, aunque mucho más resistente.

Samsung Galaxy S7 Active Dorado

Un buque insignia

Por características técnicas no podemos decir que sea un móvil peor que el Samsung Galaxy S7. En versiones anteriores de los Active sí que habíamos visto que se prescindía de alguna característica de alto nivel, pero en este caso estamos hablando de un móvil de altísimo nivel. Concretamente, cuenta con la misma pantalla de 5,1 pulgadas con una resolución de 2.560 x 1.440 píxeles. Por supuesto, se trata de una pantalla con una tecnología Super AMOLED, algo ya común en los smartphones de Samsung, y que también está presente en este Galaxy S7 Active.

Su cámara es otra de las características relevantes, porque fácilmente Samsung podría haber optado por integrar un módulo para la cámara de peor calidad en un móvil que no iba a brillar tanto como el buque insignia. Pero no ha sido así. Son conscientes de que los usuarios que compran estos smartphones a veces también es porque van a llegar a lugares a los que no se llega con facilidad, como escalando una montaña, o después de muchos kilómetros en bicicleta, y en estos casos poder capturar una fotografía de gran calidad es algo que también encanta a los usuarios. Es por eso que nos encontramos con la misma cámara con el sensor de 12 megapíxeles. Recordemos, menos píxeles, para un tamaño superior, captando más luz, y consiguiendo fotos de más calidad. La apertura de diafragma de la lente es de f/1.7, siendo por tanto una cámara muy luminosa. La cámara frontal es de 5 megapíxeles.

En lo que respecta al rendimiento del teléfono inteligente, este cuenta con un procesador Qualcomm Snapdragon 820 de cuatro núcleos y de nueva generación, así como con una memoria RAM de 4 GB. Su memoria interna es de 32 GB, y se podrá ampliar por medio de una tarjeta microSD, igual que en el caso del Samsung Galaxy S7, algo que también es bastante novedoso.

Alta resistencia

A su resistencia al agua, hay que sumar la resistencia a los golpes, con un diseño que lo hace especialmente robusto, así como con una pantalla especial que evitará que se rompa en caso de una caída. Los botones son físicos en este caso, pensados para situaciones en las que podríamos utilizar guantes, o podría caer agua sobre los botones, y no funcione bien el sensor táctil en caso de que fueran de esta tecnología. No podemos olvidarnos tampoco de su batería de 4.000 mAh, gracias a la cual la autonomía del móvil será bastante alta.

Con respecto a su precio todavía no podemos hablar. Aunque parece que podría costar unos 800 euros, llegando en tres colores: dorado, gris y verde.