Así es cómo WhatsApp ya comparte los datos con Facebook

Escrito por Emmanuel Jiménez

Todo el mundo sabe que WhatsApp ha comenzado a compartir datos de sus usuarios con Facebook, la red social que ahora es propietaria de la aplicación de mensajería. Pero, ¿cómo nos afecta eso realmente? Así es cómo WhatsApp ya ha comenzado a compartir los datos con Facebook.

Conectando con personas que ya conoces en grupos

Como dijimos, uno de los datos que Facebook y WhatsApp iban a compartir es nuestro número de teléfono. El objetivo es conseguir relacionar dicho número con nuestra cuenta de Facebook, sobre todo en el caso de aquellos usuarios que no lo tengan ya relacionado con la cuenta. Pero, ¿cuándo vamos a empezar a ver las consecuencias de esta unión entre Facebook y WhatsApp a la hora de compartir la información? Pues desde ahora mismo, porque ya son algunos los usuarios que están recibiendo sugerencias de amigos en su cuenta que en principio no tienen nada que ver con ellos, pero que conocen al tenerlos en grupos de WhatsApp. La conclusión es simple, en realidad Facebook ha comenzado a localizar a aquellos usuarios que están en los mismos grupos de WhatsApp que nosotros, y nos los sugiere como amigos. De esa forma consigue que las sugerencias de amigos sean más precisas que antes. Era algo que ya ocurría en Instagram. Si seguimos a alguien en Instagram, aplicación también de Facebook, es fácil que nos aparezca como sugerencia de amistad su perfil de Facebook.

WhatsApp Logo Portada

Gracias a esto, Facebook puede competir un poco mejor con Google. Mientras que el buscador tiene integrados todos sus servicios en una única cuenta, como es el caso de Youtube, Gmail, y el propio buscador, Facebook no. Nuestra cuenta de Instagram, Facebook y WhatsApp pueden ser independientes. Pero al compartir datos, para Facebook es fácil trazar una relación entre las cuentas, lo que es bueno a nivel de publicidad, pero también a nivel de simplificar a sus usuarios la tarea de conectar con usuarios que ya tienen en otros servicios. De esta forma, Facebook evita que se produzca una fusión completa de los datos de los usuarios, pero a la vez consigue que a efectos prácticos sea lo mismo.