El Samsung Galaxy S8 es más valioso que el Samsung Galaxy S7 Edge

Escrito por Emmanuel Jiménez

El Samsung Galaxy S8 se presentó a finales del mes pasado, pero todavía ahora mismo no está a la venta en España, aunque estará ya disponible la semana que viene. No obstante, ahora sabemos que el Samsung Galaxy S8 es un smartphone más valioso que el Samsung Galaxy S7 Edge.

Más nuevo, más valioso

Si tienes un Samsung Galaxy S7 Edge, seguramente te habrás preguntado si es interesante cambiar al nuevo Samsung Galaxy S8. Si no, también es fácil que te preguntes si es mejor comprar el Galaxy S8 o ahorrarse algo de dinero al comprar el Galaxy S7 Edge. Sea como sea, la compañía IHS Markit ha analizado cuánto cuesta cada uno de los componentes del smartphone para determinar cuál es el valor total del móvil, añadiendo un sobrecoste por la fabricación. Y la conclusión es simple. El valor del móvil es de 307,5 dólares.

Samsung Galaxy S8 Camara

Galaxy S8 más valioso que el Samsung Galaxy S7 Edge

La clave del nuevo buque insignia de la compañía es que el coste del smartphone es superior al coste del Samsung Galaxy S7 Edge. Esto es de lo más destacable porque significa que Samsung nos está ofreciendo algo más en este smartphone. En lugar de conformarse con un coste más económico en el móvil, nos encontramos con un terminal más completo, en el que hay incluso añadidos con respecto al anterior teléfono inteligente, y supone, por tanto, la conformación de uno de los móviles cuyo coste de fabricación es más alto de todo el mercado.

Por cierto, el componente más valioso de todo el smartphone es la pantalla. El coste de fabricación de la pantalla asciende a los 85 dólares. Tengamos en cuenta que es un display con tecnología Super AMOLED con una resolución Quad HD, y que además es una pantalla curva. Es de gran formato, e integra toda la interfaz táctil. Es por eso que si se rompe la pantalla, tendremos que realizar un gran desembolso para sustituirla. Ya no solo por lo que nos cobraría un técnico para que la sustituyera, sino por el hecho de que es un componente de muchísima calidad.

Fuente > IHS Markit