El teléfono más seguro del mundo funcionará con Android

Escrito por Rocío G. Rubio

John McAfee (CEO de la compañía de seguridad) asegura que va a lanzar el teléfono más seguro del mundo, que se llamará “John McAfee Privacy Phone y que será el mayor dispositivo anti hackers jamás fabricado. Aunque no se saben aún sus especificaciones, se sabe que el teléfono funcionará con Android.

El producto será creado en colaboración con MGT Security y resistirá todo tipo de ataques de ciberdelincuentes. Se espera que el teléfono esté disponible a finales de este año. El teléfono está dirigido sólo a los que estén especialmente preocupados por la privacidad y la seguridad y no les importe invertir grandes cantidades de dinero en proteger sus datos. Tanto es así que el móvil tendrá un precio de 1.100 dólares.

La inversión en el John McAfee Privacy Phone ha sido enorme, según explica el propio McAfee. Grandes costes en el hardware del teléfono que su diseñador cree que es la clave para proporcionar seguridad a un Smartphone. Muchos fabricantes buscan mejorar el software para evitar los ataques pero McAfee asegura que el problema está en el exterior.

Por eso, el nuevo móvil consta de infinidad de interruptores en su parte posterior que permiten desconectar de forma física la batería, las antenas de geolocalización, el WiFi, el Bluetooth, el micrófono o la cámara, con el fin de asegurarte de que nadie te está espiando, siguiendo o que alguien conoce tu actividad. Al desactivarse en el software, puede ser hackeado. Sin embargo, al desactivarse de forma física no es posible que un ciberataque lo modifique.

El prototipo del teléfono ya está listo, desarrollado por MGT Security. Aunque ya está preparado aún no se conocen sus especificaciones y no se darán a conocer hasta una semana antes del lanzamiento, que se espera para finales de este año. Sobre el móvil sólo se sabe con certeza que funcionará con Android. El smartphone más seguro del mundo se espera para finales de este año aunque una segunda versión, mejorada, según McAfee, llegará en el verano de 2018.

Del teléfono ya se ha podido ver una imagen gracias a una foto subida por el propio McAfee en Twitter. Sólo puede apreciarse la parte delantera y no la trasera, que parece que será donde esté todo el interés y los interruptores que harán que sea imposible ser hackeado y toda la información esté segura. Habrá que esperar para conocer cuáles son todas las especificaciones del teléfono que, recordemos, vale más de 1.000 euros. Además, habrá que esperar para saber cuáles son los planes para este teléfono, a qué países llega y si, realmente, es tan seguro como se promete.

Vía > Newsweek