El Samsung Galaxy A5 (2018) contaría con un procesador parecido al del Galaxy S8

Por lo general, el Samsung Galaxy A5 de cada generación es parecido al Galaxy S de la anterior generación. Y lo mismo ocurrirá en el caso del Samsung Galaxy A5 (2018). De nuevo, será realmente complejo elegir entre comprar el Galaxy A5 (2018) y el Galaxy S8.

Samsung Galaxy A5 (2018) parecido al Samsung Galaxy S8

Aún quedan casi tres meses completos para que finalice el 2017. Sin embargo, lo cierto es que ya podemos afirmar que ha finalizado el 2017 en lo que a los nuevos smartphones se refiere. Ya podemos comenzar a hablar de los móviles del 2018. Uno de los smartphones de más calidad que se presentarán el año que viene, y que será uno de los más vendidos, es el Samsung Galaxy A5 (2018). El móvil será parecido al Samsung Galaxy S8, tal y como ocurre con el Galaxy A5 y el Galaxy S de todas las generaciones.

Samsung Galaxy A5 (2018)

Por lo general, el Samsung Galaxy A5 suele contar con muchas de las novedades que se presentaron con el buque insignia de la anterior generación. Por ejemplo, el nuevo Samsung Galaxy A5 (2018) contaría ya con una pantalla Infinity Display sin biseles.

Pero además, también contaría con un procesador muy parecido. Concretamente, el nuevo Samsung Galaxy A5 (2018) contaría con el procesador Samsung Exynos 7885. Ningún móvil cuenta con el nuevo procesador. El Samsung Galaxy S8 cuenta con el procesador Samsung Exynos 8895. Pero en realidad son procesadores muy parecidos.

El Samsung Exynos 8895 es un procesador de ocho núcleos fabricado con un proceso de 10 nanómetros, y con arquitectura FinFET compuesto por dos clústers, uno de cuatro núcleos de alto rendimiento, y uno de cuatro núcleos de bajo consumo energético. El Samsung Galaxy A5 (2018) contaría con el procesador Samsung Exynos 7885, de seis núcleos. También sería fabricado con un proceso de 10 nanómetros, y contaría con arquitectura FinFET, compuesto por dos clústers, uno de cuatro núcleos de bajo consumo energético, y uno de dos núcleos de alto rendimiento. Será muy parecido al Samsung Exynos 8895, y de hecho, Samsung solo contaría con tres procesadores fabricados con un procesador de 10 nanómetros, el del Galaxy S8, el del nuevo Galaxy S9 del 2018, y el del Galaxy A5 (2018), por lo que podemos confirmar que será un procesador de calidad.