Samsung cambiará la carcasa de los Galaxy S9

Escrito por Nacho Teso (@nachoteso)

Los diseños de los móviles se suelen mover por tendencias grupales. Hoy en día vemos cómo la mayoría de fabricantes se apuntan a los smartphones sin marcos para tener pantallas que aprovechen mejor la superficie, o vemos también como el puerto minijack va desapareciendo. Sin embargo, a veces son los pequeños detalles los que marcan la diferencia y por eso Samsung va a renovar la carcasa de los Galaxy S9.

El problema: la posición del sensor de huellas

Aunque los Galaxy S8 y S8+ fueron bien recibidos tanto por los usuarios como por los medios especializados, existe un detalle en el que la mayoría suele coincidir que los móviles de Samsung no han acertado. Hablamos de la posición del sensor de huellas.

Samsung Galaxy S8 Rosa

Como podéis ver en la imagen de arriba, el sensor de huellas se coloca al lado de la cámara principal del teléfono. Muchos usuarios se han quejado de que esta posición provoca que, al ir a desbloquear el teléfono, se toque la lente en vez del sensor, ensuciando el objetivo. Es un detalle que podría parecer menor, pero tener una cámara constantemente sucia no ayuda, y esto es lo que pretenden mejorar en la compañía coreana.

La solución: mejorar el diseño de carcasa de los Galaxy S9

Los Galaxy S9 y S9+ serán los móviles más importantes de Samsung en 2018. Entre las presumibles novedades tendremos una nueva cámara dual, al menos en el S9+; como la que ya utilizan en el Galaxy Note 8. Es aquí donde tenemos una de las posibilidades para mejorar el sensor de huellas. En su último teléfono de la gama Note, Samsung mantuvo la posición de los elementos, pero cambió su orden, colocando el flash entre las cámaras y el sensor.

Samsung Galaxy Note 8 Colores

Otra posibilidad reside en devolver el sensor a la parte delantera por debajo de la pantalla, como sugiere una de las últimas patentes de Samsung. Las nuevas pantallas Infinity de Samsung se estaban llevando el protagonismo del frontal de los terminales, pero la nueva tecnología podría ayudar a mejorar la usabilidad y mantener el diseño delantero. No obstante, podrían mantenerlo en la parte trasera y simplemente mover el sensor a una posición inferior, más fácil de alcanzar y menos molesta para el usuario.

Sea como sea, la idea es clara: mejorar el diseño de la carcasa de los Galaxy S9. De esta manera arreglarán la principal queja por parte de sus compradores, lo que acompañado de las mejoras de una cámara dual, dará motivos para saltar a los nuevos terminales de Samsung.

Fuente > Gizmochina