Nuevos rumores sobre la pantalla del Galaxy Note 9

Escrito por Nacho Teso (@nachoteso)

El Galaxy Note 9 será el gran teléfono de Samsung para la segunda mitad del año 2018. Uno de sus elementos más importantes será la pantalla, cuyas características se siguen debatiendo, sobre todo en base al sensor de huellas debajo de la pantalla.

6’4 pulgadas de pantalla, 4.000 mAh de batería y a vueltas con el sensor de huellas

En primer lugar, los últimos rumores sobre la pantalla del Samsung Galaxy Note 9 sitúan su diagonal en las 6’4 pulgadas. Esto lo colocaría un poco por encima del Galaxy S9 Plus y seguiría justificando su definición como phablet, término cada vez más diluido en el mercado actual si tenemos en cuenta los tamaños de pantalla que se están alcanzando. También supondría un ligero aumento respecto al Galaxy Note 8, y se debería principalmente al sensor de huellas bajo la pantalla.

Por el momento, todo parece estar en el aire dentro de las oficinas de Samsung, donde no se deciden si optar por el mismo diseño que hasta la fecha con una pantalla de 6’38 pulgadas y una batería de 3.850 mAh o si innovar con el nuevo sensor, subir la diagonal hasta las 6’4 pulgadas (reduciendo aún más los marcos) y colocar una batería de 4.000 mAh. No es extraño que la firma coreana se debata entre varios diseños antes de lanzarse a por uno, y teniendo en cuenta fracasos previos, es normal que tomen la decisión con calma.

rumores pantalla galaxy note 9

El Galaxy Note 7, un mal precedente

Aunque ya parece algo difícil de recordar teniendo en cuenta el éxito del Galaxy Note 8, no hace mucho que la compañía coreana estuvo en el centro de la polémica debido a las baterías del Galaxy Note 7, un dispositivo que sufrió por las prisas en su desarrollo y acaba por explotar en las manos de sus compradores. La compañía se vio obligada a descontinuar el modelo y retirarlo del mercado después de no conseguir solucionar el problema.

De aquel precedente se sacan dos lecciones: la primera es que la batería es un elemento que hay que cuidar mucho, dado que los fallos que ocasionaron suponían un verdadero peligro para los usuarios y usuarias. En segundo lugar, el fallo en las baterías se produjo por las prisas en sacar el teléfono antes que el iPhone, por lo que es mejor tomar las cosas con calma y no sacar un producto deficiente. Bajo estas dos premisas, lo más probable es que se debata el diseño del Galaxy Note 9 de forma interna hasta la fecha límite.

Fuente > SamMobile