Instapaper cierra en Europa de forma temporal por la nueva regulación

Escrito por Nacho Teso (@nachoteso)

Instapaper cierra en Europa de forma temporal. La popular aplicación para leer artículos más tarde y principal competidora de Pocket no ha sido capaz de adaptarse a la nueva regulación europea y se ve obligada a cancelar el servicio durante un tiempo.

Instapaper cierra en Europa de forma temporal: el GDPR tiene la culpa

Instapaper es probablemente el segundo servicio para leer artículos más tarde más popular de Android. Tan solo superada por Pocket, la aplicación se encuentra ahora mismo en una encrucijada, dado que con menos de 24 horas de aviso, cierra en Europa de forma temporal a partir de hoy día 24 de mayo de 2018.

instapaper cierra

En su comunicado, que podéis ver en la captura de arriba, Instapaper aclara que el cierre es temporal mientras se siguen ajustando a la nueva normativa europea de protección de datos que se empezará a aplicar a partir de mañana día 25 de mayo de 2018. Aunque hablan de que esperan volver pronto, lo cierto es que el aviso se produjo con menos de veinticuatro horas de antelación y ni siquiera son capaces de dar una fecha estimada de vuelta.

El movimiento, por supuesto, genera algunas preguntas, planteadas por el propio usuario de Twitter que detectó la notificación en primer lugar. Cabe recordar que la aplicación fue comprada por Pinterest y que la nueva normativa obliga a clarificar qué datos se tiene de los usuarios y usuarias. Por tanto, aparecen preguntas en torno a qué clase de datos y con quién los está compartiendo Instapaper.

instapaper cierra

GDPR: la nueva regulación europea empieza mañana

Probablemente a lo largo de los últimos días hayas recibido muchos correos de prácticamente todos los servicios en los que te encuentras registrado. En todos ellos se habla de lo mismo: la gestión de datos y la privacidad en el marco de la nueva regulación europea. GDPR son las siglas de General Data Protection Regulation. Obliga a una mayor transparencia por parte de las empresas, que se pueden someter a grandes multas si no cumplen las normas.

Citando a nuestros compañeros de ADSLZone, “Si una empresa europea no opera de acuerdo al GDPR, se enfrenta a una multa de hasta 20 millones de euros o el 4% de sus ingresos anuales”; lo que está provocando que algunos servicios cierren en Europa, bloqueen el acceso a sus ciudadanos o muevan los servidores. Cabe preguntarse qué clase de prácticas llevan a cabo las empresas que optan por estas dos últimas opciones en vez de invertir en mejoras para la privacidad de sus usuarios y usuarias.

Fuente > The Verge, @ow


Continúa leyendo