El Samsung Galaxy Note 9 con procesador Exynos aparece en Geekbench

Escrito por Nacho Teso (@nachoteso)

El Samsung Galaxy Note 9 continúa con su desarrollo en las dos versiones en las que se va a lanzar al mercado. Una de ellas, la que contará con un procesador Exynos, ya ha aparecido en Geekbench. ¿Es más o menos potente que la versión con procesador Snapdragon?

Samsung Galaxy Note 9 con procesador Exynos: esto se revela en Geekbench

Samsung todavía está preparando su plan de ruta para lo que queda de año 2018. Su próximo gran dispositivo será el Samsung Galaxy Note 9 y todavía existen algunas dudas sobre su futura fecha de presentación. Los últimos rumores aseguraban que la firma coreana se había decidido a adelantar su calendario de lanzamiento para evitar competir directamente con el sucesor del iPhone X y poder adelantar todavía más el futuro dúo de Samsung Galaxy S10. Sin embargo, parece ser que todavía no se han decidido del todo por esta opción.

Mientras tanto, sigue goteando información respecto al próximo gran dispositivo. El Samsung Galaxy Note 9 supondrá la refinación absoluta del actual diseño de los móviles Galaxy de gama alta, dado que parece que todavía no tendrá sensor de huellas bajo la pantalla y que no supondrá una revolución. Será, por tanto, una apuesta segura. El modelo con denominación SM-N960N es el que contará con un procesador Exynos propio de la casa, y ya ha dejado ver su potencia en Geekbench.

Samsung Galaxy Note 9 con procesador Exynos

¿Resultado? Es mejor y más potente que la versión con procesador Snapdragon. Se confirman 6 GB de memoria RAM y que contará con Android 8.1 Oreo de salida. No obstante, el software parece no estar optimizado al 100% todavía. Mientras que en las pruebas de varios núcleos los resultados son más o menos los esperados, en las pruebas de un solo núcleo los resultados se colocan por debajo de lo que ofrece un Samsung Galaxy S9 Plus.

Una de las cuestiones más interesantes que quedan por desvelar de cara al futuro de Samsung y su dualidad de procesadores es hasta qué punto implementará Project Treble de forma “sencilla” en todas sus variantes. Desde Qualcomm han trabajado mano a mano con Google para que aquellas compañías que usan sus procesadores lo tengan fácil para usar las actualizaciones modulares. Pero Samsung se vale de su propio chip procesador, y deberá trabajar por su propia cuenta para no dividir a sus compradores en dos categorías distintas según el mercado, además de evitar establecer “clases” según puedan actualizar o no a la siguiente versión de Android.

Fuente > SamMobile