Comparativa: Google Pixel 3 XL vs iPhone XS Max

Escrito por Juan Miguel Barea

Recientemente Google nos presentó, junto a la Google Pixel Slate y Google Home Hub sus nuevos modelos Google Pixel 3 y Pixel 3 XL. Sin embargo, no hace ni un mes desde que Apple presentara sus nuevos iPhone XS y XS Max.

En el día de hoy realizaremos una comparativa entre estos dos referentes de cada sistema operativo Android e iOS.

Diseño y pantalla

Si hablamos de la pantalla, el panel que monta el iPhone es un Oled de 6,5 pulgadas con resolucion de 2468 x 1242 con 458 ppp. Recalcar que cuenta con el famoso notch en la parte frontal del dispositivo. En cuanto a su construcción, cuenta con un diseño que fusiona cristal (delante y detrás) y acero (en los laterales) lo que lo convierte en uno de los terminales más atractivos.

Por su parte, el Google Pixel 3 XL cuenta con un panel de 6,3 pulgadas OLED resolucion Quad HD+ con 533 ppp. Su diseño alterna cristal en media parte de su lado trasero y aluminio en el resto del cuerpo.

Rendimiento

En cuanto a potencia bruta, ambos cuentan con suficientes recursos como para mover las aplicaciones mas pesadas y los procesos más complejos, con lo cual en este apartado, elijamos el que elijamos, no debemos de tener preocupación. El Google incorpora el Snapdragon 845 junto a la adreno 630 y 4GB de Ram. Por otro lado, el iPhone XS Max cuenta con el chip, propio de Apple, A12 Fusion. En el momento de escribir esta comparativa, no hay procesador mas potente  los mencionados.

Fotografía

Nos encontramos ante uno de los apartados mas importantes del mercado sin duda. El Google pixel 3 XL incorpora un sensor de 12,2 megapíxeles con apertura f/1.8. Mientras, el dispositivo de Apple cuenta con un doble sensor vertical de 12 megapixeles y apertura f/1.8. Ambos sensores, son un referente en la gama alta y ningún usuario echara en falta una cámara profesional de miles de euros. Además tienen la capacidad de grabar a 4K a 6Ofps.

Software: iOS vs Android

Es el apartado mas critico y del que va a depender que te compres uno u otro. EL dispositivo de la manzana mordida cuenta con la ultima versión de iOS 12, mientras el Google Pixel 3 cuenta con Android 9.0 Pie. Aquí va a depender de gustos y preferencias, si estas mas o menos familiarizado con cada uno de estos sistemas operativos móviles. iOS, como siempre, apuesta por una interfaz limpia y sencilla y como siempre poco personalizable. Mientras tanto, Android Pie es un sistema operativo abierto, moderno y personalizable al servicio del usuario.

Bateria y conectividad

Ambos dispositivos cuentan con una capacidad a priori aceptables para un día de uso. El Google Pixel 3 XL incorpora 3450 mAh que augura un día y medio de uso y el iPhone XS Max monta una de 3179 mAh. No es de extrañar la reducción de amperaje ya que a gestión de batería en los dos sistemas operativos es distinta.

En cuanto a conectividad los dos dispositivos son muy completos y cuentan con lo mejor y máximo del mercado en cuanto a este apartado: NFC, Bluetooth 5.0, eSIM etc. Recalcar aquí la incorporación de la eSIM, un signo de que los gama alta empezarán a incluirlo en próximos años sin duda y empezará a ser tendencia.

Precio y conclusiones

El iPhone XS Max tiene un precio de salida de 1259 en su versión de 64GB, pudiendo alcanzar los 1659 euros en su versión de 512, algo que nos parece una verdadera locura. El terminal Apple ya puede comprarse en España desde el 21 de septiembre. El Pixel 3 XL, sin quedarse atras en el precio, no llega a una cifra demasiado desorbitada y es que lo podemos adquirir a partir de 949 euros en su versión de 64GB. El hándicap principal es que tendremos que esperar hasta el 2 de noviembre para que llegue a nuestro país.

A modo de conclusión, nos encontramos ante dos grandes terminales en el panorama de la telefonía móvil actual. No obstante, la diferencia del sistema operativo nos hará decantarnos por uno u otro debido a lo sumamente diferentes que son. De todas formas, lo que es innegable, es que este Pixel 3 XL y iPhone XS Max son de lo mejor de la gama alta y muy pocos terminales lo alcanzan.