¿Vale la pena disparar en RAW con tu móvil? JPG vs RAW

La cámara de un móvil es actualmente uno de los factores más determinantes para elegir un teléfono. En un principio la gente quería el móvil para sacar capturas sencillas. Pero con la llegada de VSCO, Snapseed, Lightroom Mobile, etc, hay gente que hace fotografías de mucha calidad con su teléfono móvil y cada vez lo usan más Instagramers e influencers de distinta índole, y porque no decirlo, quizás tú. Así que llegados a este punto, los fabricantes de Android decidieron, hace unos años, incorporar la opción de disparar en Raw con tú cámara. Pero… ¿Realmente vale la pena?

Pero a ver, vamos por partes. ¿Qué es el formato Raw? Fácil. El Raw (del inglés Crudo), es una imagen sin comprimir, esta imagen guarda toda la calidad y toda la información que una cámara puede captar, ya sea la de tu móvil o la de una cámara como una réflex o una cámara sin espejo. Pero entonces… ¿No tiene ninguna desventaja contra el jpg con el cuál se suele disparar? Pues sí, como todo, tiene sus ventajas y desventajas. Te explicamos todo para que puedas ver qué es lo que necesitas.

RAW vs JPG. ¿Cuáles son las diferencias?

Podrás encontrar un montón de información en Internet, pero te lo resumimos rápido, el RAW, como te hemos dicho es la imagen en su máximo esplendor, con toda su calidad e información, en los teléfonos móviles suele ser de formato .dng. Mientras que el JPG, con su conocida extensión .jpg, es una imagen que el teléfono procesa y hace una interpretación de lo que podría ser una edición. Por eso cada fabricante tiene un look distinto. 

Entonces… Si un jpg ya está editado, ¿no se puede editar? No, no es eso, por supuesto que puedes. Pero el jpg descarta toda la información que no necesita, así que no hay tantas opciones. Pero eso permite que el archivo pese muchísimo menos que un Raw. En mi caso un RAW pesa 31MB mientras que los JPG entre 3MB y 4MB

Pero antes de empezar se tiene que avisar que si no vas a editar las fotos no es recomendable usar el Raw en ninguna ocasión, puesto que el formato tiene menos soporte, y los colores, son notoriamente menos bonitos, puesto que están hechos para ser editados, aquí vemos las diferencias. Donde el de arriba es el RAW y el de abajo es el JPG, ambos sin editar.

RAW vs JPG

RAW vs JPG

Pruebas de campo

Empezamos con el tema, he hecho algunas pruebas con mi OnePlus 5 y Lightroom Mobile, todo sin salir de mi teléfono, aunque también se pueden editar en el ordenador. Para enseñar distintas cosas que iremos tratando para ver qué es lo que más te conviene a ti. Empezaremos por el color, una de las cosas más importantes en una fotografía para que sea vistosa.

Color

Cualquier cosa que tratemos aquí, tendremos más posibilidades y opciones con el Raw, pero lo que valoraremos aquí es cómo de importante es para ti. He intentado dar un estilo parecido, la edición no es la misma, claramente, pero he intentado que siga un patrón de colores, etc. Que transmita algo parecido.

raw android raw android

Para un mejor visualizado he puesto una abajo y otra arriba y no de lado. Arriba tenemos la que he editado con una foto la foto en Raw, mientras que abajo tenemos la editada en jpg.

En el Raw he tenido más versatilidad para el color del pelo, y ha quedado un color más suave y uniforme, he podido añadir un ruido más bonito y he puesto algo más que en el jpg. Con los colores de la hierba, más de lo mismo, queda un tono más natural.

Pero el color del jpg sigue siendo vistoso y bonito, de hecho bajando un poco la saturación de los colores en el jpg, podríamos haber conseguido un efecto similar, y yo creo que es una foto de lo más apta para subir a redes sociales. Incluso puede que a más de uno os guste más el jpg.

Así que, como no queramos modificar hasta el más mínimo detalle, el jpg nos arroja muy buenos resultados en la corrección de color, pero no nos permite hacer grandes cambios como cambiar un color entero a otro, etc, eso queda destinado para el RAW.

Recuperación de las luces de la foto

La principal baza del RAW es poder recuperar iluminaciones de las fotos o sacar más información. En la foto de abajo podemos ver como el RAW ha podido salvar mucha más información de las sombras de lo que se ha podido salvar con el JPG, eso sí, el ruido producido ya depende del rango dinámico, cosa que ahora no tocaremos.

Este es uno de los motivos principales por los cuáles el RAW puede salvarte la vida muchas veces, pero mejor intentar exponer bien durante el disparo que en edición, y más con el móvil.

Recuperación de sombras

Edición rápida

Si quieres solo darle cuatro pinceladas a tu foto y no quieres dedicarle mucho tiempo… ¿Es factible hacerlo en Raw? Pues posiblemente no. Porque si quieres hacer cuatro toques rápidos e incluso filtros, mejor aplicarlos sobre un jpg, puesto que los cambios serán más notorios.

Quizás sí que el RAW se ve mejor, pero ya tiene ciertas modificaciones, y el JPG está sin modificar, para que se vea la diferencia.

Edición rápida

Conclusión. ¿Vale la pena?

Yo creo que depende del usuario, pero para subir a redes sociales de forma sencilla, quizás no hace falta. Eso sí, si disfrutas editando o quieres tenerlo todo el máximo de bien posible, el Raw es una opción divertida y viable.

Quizás usar el Raw es más una sustitución a una cámara de mayores prestaciones. Puedes empezar a disparar fotografías con tu teléfono sin tener una cámara y así practicar, y ya puedes editar, incluso con tu ordenador.

Así que en conclusión, el Raw te servirá para cosas muy puntuales en edición (en el caso de un móvil, en el caso de una cámara la cosa cambia completamente). Si es para hacer una edición rápida, aplicar un filtro de VSCO o de Instagram y subirlo, sin complicaciones, un jpg te dará mejor resultado.

¡Te dejamos unas cuántas apps para editar para que trastees con tus fotos!

Adobe Lightroom - Editor de fotos
Adobe Lightroom - Editor de fotos
Snapseed
Snapseed
Developer: Google LLC
Price: Free
VSCO
VSCO
Developer: VSCO
Price: Free

¿Qué opinas tú? ¿RAW o JPG? ¡Déjalo en comentarios!