Qué es el código PUK y cómo saber el tuyo

Qué es el código PUK

La tecnología móvil nos facilita mucho la vida, pero llevamos tantas cosas en nuestros teléfonos, que podemos vivir un auténtico drama si nos lo roban, lo perdemos, o simplemente lo hemos apagado y ahora no recordamos el PIN de desbloqueo. Si tienes problemas con tu dispositivo, recuperar el PUK te puede resultar muy útil.

Pero, ¿qué es realmente este código y cuándo podemos utilizarlo? Vamos a resolver todas las dudas que puedas tener al respecto.

¿Qué es el código PUK?

¿Qué es el código PUK?

Los códigos PIN y PUK son esenciales para garantizar la seguridad de nuestra tarjeta SIM y, por ello, del propio teléfono móvil.

Cuando enciendes el aparato, lo que se te pide es el PIN. Un código que se encarga de proteger la SIM frente a accesos no autorizados y permite al usuario conectarse a la red de su operador móvil. Es decir, si no tenemos el PIN y el teléfono está apagado, este tiene la misma utilidad que un ladrillo.

Si has mirado bien la documentación de tu tarjeta SIM, habrás visto que junto al PIN aparece el PUK. El Personal Unblocking Key es un código de ocho dígitos que sirve para desbloquear la tarjeta SIM si has ingresado el PIN de forma incorrecta tres veces.

El PUK aparece en el paquete original de la tarjeta SIM, y es la solución para cuando nos falla la memoria y no nos acordamos del PIN. Pero debemos ser cuidadosos, porque si nos equivocamos 10 veces al introducirlo (es muy raro que esto llegue a pasar si somos los legítimos propietarios de esa SIM), la tarjeta se bloquea de forma permanente y la única manera de arreglarlo es que pidamos una nueva al operador móvil.

¿Cómo recuperar el PUK?

¿Cómo recuperar el PUK?

Si se nos olvida el PIN que son cuatro dígitos y los utilizamos con más frecuencia, imagínate el PUK. De hecho, es extraño dar con alguien que haya memorizado este código. Por eso, si necesitas recurrir a él, lo más sencillo es que busques la tarjeta en la que venía tu SIM. En ella constan tanto el PIN como el PUK.

Puede ocurrir que ni sepas dónde está esa tarjeta, o que no la tengas a mano. Si es así, no te preocupes, porque el problema tiene solución. Debes ponerte en contacto a través de tu operadora móvil. Como tu teléfono no está operativo en este momento, accede a su web a través de otro dispositivo.

Entra en tu zona de cliente identificándote con tus credenciales. Después, busca un apartado que sea “desbloquear SIM” o algo similar. Si quieres ir todavía más rápido, llama directamente a la operadora móvil. Te van a pedir una serie de datos para acreditar tu identidad. En ambos casos consigues recuperar el PUK y con él ya podrás activar de nuevo tu SIM.

Cambiar el código PIN de un teléfono móvil

Si has necesitado el PUK, es porque has olvidado el PIN. Para que esto no vuelva a ser un problema en el futuro, cambia este código por una serie de números que sí seas capaz de recordar.

Los pasos para crear un nuevo PIN pueden variar ligeramente en función del teléfono que estés usando, pero si tu sistema operativo es Android, lo que hay que hacer es lo siguiente:

  • Entra en “Ajustes” y dirígete a “Seguridad”.
  • Accede al apartado de “Bloqueo de tarjeta SIM”.
  • Pulsa sobre “Cambiar PIN de la tarjeta SIM”.
  • Escribe tu nuevo PIN.
  • Repite el nuevo código.
  • Confirma la operación y ya lo tienes listo.

Otra opción es:

  • Abre la aplicación “Teléfono”.
  • Introduce: *004 * (viejo PIN) * (nuevo PIN) * (nuevo PIN) # (todo ello sin dejar espacios). Por ejemplo: *004*8976*1254*1254#

Si tu teléfono es un iPhone, sigue estos pasos:

  • Ve a “Configuración” > “Datos móviles” > “PIN de la SIM”.
  • Selecciona “Cambiar PIN”.
  • Ingresa tu PIN actual y luego el nuevo.

Otras formas de mejorar la seguridad en tu móvil

Otras formas de mejorar la seguridad en tu móvil

Ya hemos visto que se puede recuperar el PUK, así que no hay motivos para entrar en pánico si has olvidado el PIN y se te ha bloqueado la tarjeta. Con una simple consulta con tu operador telefónico vía internet o por teléfono, puedes conseguir el código. Después, ya solo te queda cambiar el PIN por uno que recuerdes.

Para mejorar todavía más la seguridad cuando uses tu teléfono, aquí tienes unos consejos muy fáciles de poner en práctica.

Contraseñas y bloqueos seguros

Si cambias tu PIN, no uses uno que resulte fácil de adivinar, como el típico de “1234” o tu año de nacimiento. Y si empleas un patrón de bloqueo, procura que tampoco sea fácil de descubrir.

Además, configura la autenticación biométrica para garantizar un mayor nivel de seguridad.

Actualiza el sistema operativo y las apps

Las últimas versiones de los sistemas operativos y de las apps incorporan siempre una mayor protección de la seguridad y corrigen vulnerabilidades detectadas en versiones anteriores. Por tanto, un teléfono actualizado es un dispositivo más seguro.

Para no estar pendiente de si te toca o no actualizar, puedes habilitar las actualizaciones automáticas.

Instala aplicaciones solo de fuentes confiables

Con frecuencia, las apps son el punto de entrada de malware en nuestros dispositivos. Aunque no es un riesgo del que podamos protegernos al 100%, podemos reducir mucho la posibilidad de que se materialice si solo instalamos aplicaciones de fuentes confiables.

La idea es que descargues contenido únicamente de tiendas oficiales como Google Play Store o Apple Store. Además, antes de instalar la aplicación, revisa los permisos que te solicita y asegúrate de que estos guardan relación con la funcionalidad de esa app.

Conexión a redes WiFi públicas

Lo ideal es que no conectes nunca tu dispositivo a una red WiFi pública pero, si tienes que hacerlo, usa una VPN (Red Privada Virtual) para proteger tus datos y mantener tu privacidad. En todo caso, asegúrate de que esa WiFi pública es confiable, y procura no acceder a servicios como la banca electrónica cuando estés conectado de esta manera.

Localización y borrado remoto

Para encontrar tu dispositivo en caso de robo o pérdida, activa la función de “Encontrar mi iPhone” en iOS o “Encontrar mi dispositivo” en Android. Por otro lado, configura la opción de borrado remoto, para poder borrar todos los datos de tu dispositivo si este desaparece.

Utiliza un antivirus

Sí, en tu móvil también deberías utilizar un software antivirus. No te olvides de mantenerlo actualizado a la última versión y de realizar escaneos periódicos del dispositivo en busca de posibles amenazas.

Recuperar el PUK es algo sencillo y rápido, así que no debes preocuparte demasiado si lo necesitas y no lo encuentras en ese momento. Lo que sí es importante es mantener tu teléfono siempre en óptimas condiciones de seguridad.