Aprende a configurar la app Bienestar digital de Google y controla tu rutina diaria

En plena era tecnológica, aplicaciones como Bienestar digital de Google son cada vez más necesarias. La adicción a los smartphones es una realidad, y se acentúa especialmente en jóvenes y adolescentes que han crecido con ellos. Tener un control sobre las horas de pantalla que invertimos al  día en nuestros dispositivos es muy necesario, ya que con la gran cantidad de información que manejamos en un sólo día, podemos desaprovecharlo por completo.

Bienestar digital de Google es una aplicación que nos permite monitorizar y controlar una gran cantidad de aspectos como por ejemplo el tiempo total que invertimos con nuestro móvil, el tiempo individual que gastamos con cada app, el número de notificaciones que nos han llegado a lo largo del día, así como el número de veces que desbloqueamos el móvil diariamente. Gracias a esta información que se nos ofrece de un modo muy visual, podemos hacernos una idea de si pasamos mucho tiempo con el móvil o no.

Esta app nos permite configurar múltiples ajustes para poder descansar de nuestro dispositivo y ayudarnos a desconectar y centrarnos en la vida real. La aplicación cuenta con un perfil de trabajo, y nos ofrece diferentes formas de desconectar y reducir las interrupciones diarias. También cuenta con un apartado de control parental, para poder mantener a nuestros hijos bajo un seguimiento de uso del móvil.

Cómo configurar Bienestar digital de Google

Configurar esta aplicación resulta bastante sencillo e intuitivo. En primer lugar, debemos descargar la aplicación de la tienda de apps de Google, cuyo enlace te dejo a continuación:

Una vez descargada, la abrimos. La interfaz de usuario es la siguiente:

Como vemos es una interfaz muy visual e intuitiva que nos da información sobre cada aspecto del tiempo de uso que le damos a cada aplicación de nuestro móvil.

En primer lugar, podemos configurar el apartado panel de control. Esto nos puede servir para  colocar un temporizador sobre la app que queramos. Pinchamos en panel de control, y si por ejemplo perdemos mucho tiempo con Instagram, le podemos colocar un tiempo de uso máximo diario pulsando en el icono del reloj de arena de la derecha y establecemos un tiempo máximo que creamos conveniente. Una vez terminado ese tiempo nos saldrá un aviso de que es suficiente por hoy:

 

También podemos establecer un modo descanso y un modo sin distracciones. El modo descanso nos permite establecer un horario de inicio y de fin en el que queremos que se nos active un filtro de luz azul y/o un filtro de escala de grises para que, por la noche por ejemplo, no nos moleste la luz a la vista y nos altere los ritmos vitales. El Modo sin distracciones nos permite establecer una programación para evitar las notificaciones en las aplicaciones que nos resultan molestas porque nos distraen de nuestras tareas y obligaciones diarias, como el trabajo o el estudio, que a menudo se ve mermado por las típicas notificaciones de grupos y de menciones de Whatsapp o Instagram.

 

Lo siguiente que podemos hacer es gestionar las notificaciones de nuestro dispositivo, permitiéndonos desactivar aquellas que consideremos innecesarias, así de simple. En segundo lugar, la aplicación nos permite configurar un modo no molestar, en el que podremos seleccionar un intervalo de tiempo donde sólo recibiremos notificaciones y llamadas de quien nos interese, pudiendo a su vez configurar los perfiles de sonido, silencio y vibración a nuestro gusto.

 

Por último, podremos configurar un control parental para tener total conocimiento de las aplicaciones que utilizan nuestros hijos y cuánto tiempo invierten en ellas. Es muy sencillo de configurar, y sólo requiere de una app extra (family link) para monitorizar la pantalla de su smartphone desde la nuestra.

¿Qué te ha parecido? ¿Crees que este tipo de aplicaciones son necesarias? Deja tu opinión en los comentarios.