En una videollamada, Microsoft te permite crear una pizarra virtual

En una videollamada, Microsoft te permite crear una pizarra virtual

Christian Ruíz

Al alcance de muy pocos estaban aquellas tablets gráficas que tanto profesorado como alumnado (aunque muy pocos) podían utilizar en clase como pizarra o para tomar apuntes, según donde se estuviese sentado. Esto ha quedado descartado para la gran mayoría gracias a los móviles y a las tablets Android, dispositivos que son capaces de cumplir esa tarea, no sin la previa ayuda de una aplicación. Esa va a ser la idea de este tutorial, crear una pizarra virtual con Microsoft Whiteboard.

El auge de las videoconferencias seguramente cambie la manera de trabajar y de estudiar, al menos para una buena parte de las personas. En lugar de diseñar un panel de visualización de pizarra física, Microsoft simplemente creó una aplicación de pizarra interactiva que podría agregarse a los dispositivos móviles. En un esfuerzo por aumentar el potencial colaborativo de la aplicación, los desarrolladores también crearon una versión que es compatible con dispositivos de otras plataformas, como Apple.

Qué es Microsoft Whiteboard

Hay un elemento que no suele faltar en un aula o sala de reuniones: la pizarra. Da igual que sea la clásica de tizas como la más moderna de rotuladores, una pizarra permite complementar la explicación para que todos los espectadores entiendan qué se quiere decir de manera gráfica. Y es justo lo que falta en una videoconferencia; de ahí la aplicación Microsoft Whiteboard, ahora independiente y en forma de aplicación Android.

Y es que sólo es apta para cuentas profesionales y educativas: Microsoft Whiteboard no se encuentra disponible para las cuentas particulares. Más allá de aquí no hay más impedimentos aparte de lo simple que se muestra el software.

Microsoft Whiteboard es una pizarra virtual en pantalla que se encuentra abierta a quienes deseen conectarse. La app habilita para ello la opción de compartir el acceso a otros contactos: una vez compartida, y siempre que todos utilicen Whiteboard, en la pantalla se irá mostrando lo que dibuje cada persona. También lo que escriba, no hay más opciones.

Rotuladores de colores (cuatro), una goma de borrar para eliminar los trazos propios, herramienta para escribir con el teclado y una nota que puede colocarse sobre la pizarra a modo de Post-It (con color de fondo personalizable). No tiene más. Tampoco menos.

La aplicación basada en la nube, que se basa en el nombre sencillo de «Microsoft whiteboard», proporciona las mismas herramientas básicas de dibujo, escritura y comunicación multiusuario que muchos de los productos de pizarra digital más populares.

Aunque se pueda aplicar a cualquier ámbito, sin duda está más centrado en ofrecer una serie de características dirigidas específicamente a mejorar la experiencia educativa. Los profesores pueden aprovechar las herramientas de traducción incorporadas que proporcionan automáticamente subtítulos en vivo y subtítulos para presentaciones de PowerPoint, y pueden mejorar sus lecciones de matemáticas con opciones integradas de lector de OneNote, por ejemplo.

Por eso, la cualidad de Microsoft Whiteboard es ofrecer un soporte de escritura y dibujo virtual a quienes estén participando en una reunión o clase. Quien haga la presentación puede trazar sobre la pizarra para que los demás vean qué quiere decir; siempre con la opción de que otro participante realice retoques sobre el dibujo para así colaborar con el ponente. Además, la pizarra permite hacer zoom con el gesto del pellizco sobre la pantalla. Y tiene registro de cambios, algo muy importante para ver las modificaciones realizadas anteriores.

Cómo crear una pizarra virtual para compartir ideas

Antes de descubrir cómo podemos crear una, hay varias cosas a tener en cuenta, en aras de tener una mejor experiencia con la pizarra. Si decides usar la pizarra virtual en una tablet o en un ordenador con pantalla táctil, puedes usar un lápiz o una tableta gráfica en lugar del teclado para escribir dentro de la pizarra.

microsoft whiteboard pizarra

Tenemos que decir que cuando llevas un tiempo es mucho más cómoda usarla así. Pero ten en cuenta que el tamaño de la fuente no va a ser homogéneo y puede salir más grande que con el teclado. Hemos de decir también que hay dos tipos de pizarras virtuales que puedes usar: las pizarras virtuales de los programas de videoconferencia, y las pizarras virtuales externas a los programas de videoconferencia. Evidentemente estamos ante algo más cercano al primer tipo, un programa integrado en el móvil para crear pizarras virtuales.

Crea una pizarra en Microsoft Whiteboard, paso a paso

Una vez tenemos descargada la app, lo siguiente será iniciar sesión, donde te recomendamos utilizar una cuenta de la empresa o una educativa, que puede ser tanto de un profesor como de un alumno. Al registrarte, tendrás inmediatamente un acceso para crear una nueva pizarra. Directamente entrarás en el panel donde ya puedes empezar a escribir o a dibujar. Recuerda que tienes varias herramientas para utilizar, como el lápiz, el teclado para agregar texto de manera homogénea, blocs de notas y símbolos para añadir círculos, flechas y otros elementos.

microsoft whiteboard crear pizarra

Más allá de la edición, tenemos la posibilidad obvia de añadir a más personas a dicha pizarra virtual, generando un vínculo, como si de una videollamada se tratara. En el acceso a los ajustes, tenemos las opciones de enviar comentarios para mejorar el servicio e incluso exportar como imagen en formato PNG lo plasmado en la pizarra, sin duda la función más interesante del menú.

microsoft whiteboard añadir personas pizarra

Para sacarle el máximo rendimiento a una pizarra virtual y que nos ayude en nuestro trabajo en lugar de entorpecerlo, hay que tener muy claro qué estructura va a tener nuestra clase y qué recursos vamos a emplear en ella. Te decimos esto porque si vas a usar imágenes, un archivo en el formato que sea, vídeos o cualquier otro recurso, vas a necesitar varios elementos.

Entre ellos, debemos saber si la pizarra virtual te permite introducir esos recursos, que con esta app no deberíamos tener problema; cómo vas a integrar unos con otros dentro del lienzo de la pizarra virtual, qué tamaño de fuente usar o saber si vas a usar o no la pizarra virtual en un dispositivo con pantalla táctil.