Google resolverá el grave fallo del desbloqueo facial del Pixel 4

Hace apenas unos días se dieron a conocer los nuevos Google Pixel 4. Ya no hay sistema de reconocimiento de huellas dactilares, y en su lugar cuenta con reconocimiento facial. La firma de Mountain View ha tomado el mismo camino que Apple desde el iPhone X, pero con un grave problema de seguridad que permite desbloquearlos con los ojos cerrados. Eso implica que si estamos dormidos pueden desbloquear nuestro móvil. Afortunadamente, la solución está en camino.

Los primeros análisis del Google Pixel 4 desvelaron rápidamente el problema. El sistema de reconocimiento facial es preciso, sí, pero a nivel de hardware. Porque en términos de software, el dispositivo está configurado de fábrica para permitir el desbloqueo con ojos cerrados. Esto es algo que en los iPhone de Apple se puede escoger desde el primer día, y vienen configurados por defecto para impedir el desbloqueo del terminal si no se mira la pantalla con los ojos abiertos. Respecto a esto, solo unos días más tarde Google ya se ha pronunciado reconociendo el riesgo de seguridad y privacidad que supone, y anunciando una actualización.

Actualización para el desbloqueo facial del Google Pixel 4

Desde Google han recordado a los primeros propietarios de un Google Pixel 4 que en estos momentos ya hay disponible una función de seguridad que permite activar el desbloqueo con PIN, patrón o contraseña como medida de seguridad adicional. Así que, por el momento, tenemos esta solución a nuestro alcance. No obstante, reconociendo el problema actual en el software del dispositivo, han aclarado que hay una actualización en camino que impedirá que se pueda acceder al dispositivo de esta manera.

El desbloqueo facial no sirve solo para acceder al terminal, sino también como método de seguridad en aplicaciones de todo tipo, incluyendo las bancarias. Y no teniendo el sensor de huellas dactilares como alternativa, evidentemente era crucial que Google abordase este problema.

Un portavoz de la compañía de Mountain View ha señalado para ‘los próximos meses’ la actualización de seguridad del dispositivo que, efectivamente, permitirá a los usuarios ajustar el desbloqueo facial. Con esta actualización podremos decidir si el terminal se puede desbloquear con los ojos cerrados, o si es un requisito imprescindible que los ojos estén abiertos y, por supuesto, que se esté dirigiendo la mirada hacia la pantalla del equipo. Es decir, de nuevo, exactamente lo mismo que en los iPhone de Apple a partir del iPhone X con la primera generación de Face ID.